El pasado mes de octubre anunciábamos la presentación de un novedoso proyecto colaborativo entre el Consejo Regulador de la Denominación de Origen protegida (DOP) Sidra de Asturias y la Fundación Centro Tecnológico de la Información y la Comunicación (CTIC), con el objetivo de desarrollar un sistema público de trazabilidad de la SIDRA DE ASTURIAS (DOP) a través de tecnologías BLOCKCHAIN. Para este fin y al tratarse de un proyecto piloto, se contó con la colaboración de dos llagares (Llagar Castañón y Sidra Menéndez) quienes, bajo la supervisión del Consejo Regulador, visibilizarían la trazabilidad en sus sidras amparadas y comercializadas bajo las marcas: Val de Boides (Llagar Castañón); Menéndez Ecológico y Vald’Ornón (Sidra Menéndez).

A partir de este lunes, conocer la trazabilidad de la sidra asturiana mediante la utilización de tecnologías BLOCKCHAIN ya es una realidad, disponiendo de información (de manera ampliada) sobre el origen y el proceso seguido para elaborar las sidras comercializadas bajo las marcas colaboradoras: Val de Boides, Val d’Ornón y Menéndez Ecológico.

El consumidor podrá acceder a esta información a través de una aplicación de consulta desarrollada para este fin (a continuación se muestra una imagen de la pantalla de inicio).

Acceso a la aplicación:

El acceso a la aplicación se realiza a través de dos vías:

Introduciendo la dirección URL: https://sidradop.ctic.es.

Escaneando el código QR que aparece en las etiquetas comerciales de las marcas colaboradoras Val de Boides, Val d’Ornón y Menéndez Ecológico.

Solicitud de información:

Una vez en la pantalla inicial, se introduce el número que aparece en la precinta oficial del Consejo Regulador que se encuentra adherida a la botella. Tras introducir este número, el usuario deberá pulsar el botón “VER TRAZA” y la aplicación le mostrará toda la información sobre la sidra, como el origen de la manzana, variedades utilizadas, notas de cata, lote de comercialización y otros datos clave acerca del proceso de elaboración seguido.

Por medio de este proyecto, el Consejo Regulador en colaboración de CTIC Centro Tecnológico refuerza su apuesta por la innovación asociada a la elaboración de la DOP SIDRA DE ASTURIAS, bajo cuyo nombre se identifican las sidras con garantías de origen y calidad producidas en Asturias.

Los objetivos generales del proyecto son:

 Afianzar la seguridad y confianza en la trazabilidad de la DOP SIDRA DE ASTURIAS a través de sistemas aceptados globalmente.

 Introducir a los llagares en productos y servicios de carácter tecnológico que permitan mejorar su imagen y competitividad en el mercado.

 Incrementar la confianza del consumidor ofreciéndole información (de manera ampliada) sobre el origen y el proceso seguido por los productos que consume.

Mejora de imagen de marca.