EFESantander

Un colegio cántabro que lleva el nombre de Pablo Picasso y que buscaba reafirmar su identidad ha decidido colocar en su fachada principal un "Guernica" en forma de grafiti que es casi el doble de grande que el original.

El grafiti es 10 metros de ancho y 3 de largo más grande que el cuadro original situado en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, con un total de 17 por 6 metros que, como ha podido comprobar Efe, ocupan la fachada principal del colegio de Educación Infantil y Primaria Pablo Picasso, situado en Laredo.

Su autor ha sido el artista Steve Camino, que ha tardado tres días en confeccionar el grafiti y ha necesitado medio centenar de botes de pintura.

"La obra ha sido un reto bastante chulo porque al final es un cuadro tan famoso que todo el mundo lo quiere pintar", señala a Efe el grafitero, quien reconoce que desde que el primer momento en el que se lo propusieron le gustó la idea.

Se trata de una de las obras más grandes que ha hecho, pero no la primera de estas características, ya que también ha pintado "Muchacha en la ventana", de Salvador Dalí, en el barrio laredano de las Casas Amarillas.

Steve Camino (Laredo, 1983) reconoce que es un apasionado de los retos y cree que otro buen desafío sería "La Gioconda", aunque no se atreve a decir un lugar en concreto de Cantabria para plasmar este icónico retrato de Leonardo da Vinci.

En el caso del "Guernica", Camino le augura "una vida bastante larga porque no le da el sol, al estar orientado hacia el norte".

"Verle en Madrid asusta un poco, pero me gustan los retos. Pintaría todos los cuadros más famosos de los artistas famosos", asegura Camino, quien lleva pintando bastantes años, aunque ha sido en los últimos cuando se ha especializado en murales de gran tamaño.

Según explica, le llaman la atención este tipo de grafitis gigantes. "Me gusta sufrir en el andamio, comerme la cabeza, buscar los colores y encajar el dibujo", afirma el artista, que está "muy satisfecho" con el resultado.

El director del colegio de Educación Infantil y Primaria, Samuel Vada, explica a Efe que el centro se fundó en 1985 y "siempre se trabajó mucho el arte y las emociones".

"Hacía tiempo que estábamos planteando hacer un grafiti en la fachada del edificio que diera identidad al centro. Después de muchos debates se nos ocurrió hacer el 'Guernica'", subraya.

Con la ayuda presupuestaria de la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Laredo para afrontar el proyecto, el colegio le propuso al artista la idea. "Y le moló un montón. Mandó un montaje con photoshop sobre cómo quedaría y nos gustó", señala el director.

El responsable del centro asegura que "tenía que ser un Picasso" y, pese a que podría haber sido cualquier otro de sus cuadros, "ninguno es tan conocido como el 'Guernica'".

La idea del artista y del responsable del colegio es pintar también un retrato de Picasso con las manos abiertas debajo del "Guernica", donde ahora hay otra pintura que se va a tapar para que no le quite protagonismo al grafiti.

La pintura del cuadro de Picasso es una sorpresa para los niños, aunque ya se ha anunciado a los padres a través de una plataforma del centro.

"Imagino qué dirán (los niños): ése es el cuadro que tenemos en la escalera, porque hay uno en el acceso al colegio", indica Vada.

El centro aprovechará el grafiti para ilustrar a los pequeños porque, según señala el director, "no se puede ir todos los días al Reina Sofía a que vean el cuadro", apostilla.

Pablo G.Hermida