EFEBarcelona

El Coro de Cámara del Palau de la Música, bajo la batuta de su director Simon Halsey, estrenará el día 12 una pieza de la compositora finlandesa Kaija Saariaho y otra del catalán Xavier Pagès Corella, "Reconnaissance" e "Invocation to the Earth", respectivamente, sobre el destino de la humanidad.

En rueda de prensa telemática, ambos han coincidido este miércoles en que ha sido un reto crear estas obras en las que aluden a cuestiones como la ecología o el devenir de la Tierra, aunque han advertido que su intencionalidad no es política, a pesar de que sí puedan reflejar su visión del mundo.

Simon Halsey también ha intervenido para aseverar que el Palau "está viviendo una magnífica semana porque es muy poco frecuente que en un mismo día se puedan hacer dos estrenos" y ha resaltado que el texto de la obra de Saariaho, a la que conoce desde hace más de treinta años, "esté muy a la orden del día, inmersos como estamos en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de Glasgow".

A su juicio, este "Reconnaissance" es una obra "magnífica", llena de "colores, sonidos y cuerdas" y no ha obviado que como director es "quizá la segunda cosa más difícil que he dirigido".

No ha escondido que el coro, al inicio de los ensayos, "estaba muy espantado, pero hemos ido haciendo ensayos, con una semana extra, y ahora lo estamos bordando".

Sobre "Invocation to the Earth", ha avanzado que se trata de una pieza para 24 voces, con "una integridad increíble, es como escuchar a Brahms o Palestrina, pero mucho más moderna y que requiere mucho a los cantantes".

Desde París, Saariaho ha ahondado en que su creación es una "obra de ciencia ficción" y quería que fuera "innovadora, con el tema de la tierra", aunque luego fue más allá, con un interludio "con pequeños fragmentos de una película que me gusta mucho, 'Solaris".

Preguntada sobre si hay algún mensaje político en esta pieza, la compositora, una de las más significativas de la creación actual, ha indicado que su objetivo es "apolítico, pero las obras reflejan mi visión del mundo y el texto que se incluye habla por sí solo".

En su opinión, "la música puede cambiar a una persona y, de rebote, quizá puede cambiar el mundo".

El director Xavier Pagès Corella, cuya obra "Invocation to the Earth es un encargo del Palau, ha tenido en cuenta a la hora de componerla el lema del Palau de esta temporada que es "celebremos la vida", por lo que buscó diferentes textos y encontró un poema de William Wordsworth (1770-1850) "muy potente, relacionado con las Guerras Napoleónicas, que por su universalidad podría trasladarse a la época actual".

La primera parte de su obra es más oscura, pero en la segunda "hay más esperanza, está este espíritu de limpieza de la tierra y es lo que musicalmente he intentado traducir, transmitiendo un mensaje de esperanza hacia la humanidad".