EFEMadrid

El poeta Antonio Gamoneda considera que "la democracia es una ficción en España, no una realidad" al menos, por el momento, porque "¿cómo se puede entender una democracia que alberga una dictadura económica?. No es el Ibex 35 el que decide la vida española?", se pregunta el Premio Cervantes 2006.

Gamoneda ha presentado este martes "Esta luz. Poesía reunida", que recoge más de 70 años de su producción poética, toda una vida durante la que, considera, no le ha tocado vivir "una historia de España aceptable", en la que incluye la de la actualidad.

Una obra que, a sus 88 años, "quiera o no, tiene que ser a la fuerza casi un libro testamentario", ha dicho el poeta.

Pero además de esta poesía reunida, sus memorias "están al caer" también, ha explicado el autor nacido en Oviedo en 1931, y que cuenta con el Premio Nacional de Poesía y el Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, entre otros galardones.

"Esta luz. Poesía reunida", editada por Galaxia Gutenberg, consta de dos volúmenes con la obra de Gamoneda desde 1947 a 2019, más de 70 años de creación poética ininterrumpida y en constante evolución porque, como ha asegurado en una rueda de prensa este martes, sus poemas no son "una piedra tallada para siempre, una lápida".

De ahí su vocación de corrección constante, de reescritura, incluso cuando "un poema ya terminado y en letra impresa solo está terminado aparentemente": "Sigo necesitando que siga vivo", dice el poeta, y por eso siempre mueve una coma o busca un sinónimo.

El primer tomo de la nueva edición de la poesía de Gamoneda reproduce el volumen que fue publicado en 2004 revisada y corregida por su autor mientras que el segundo, que incluye los poemas escritos y publicados hasta la actualidad, recupera para la poesía "El libro de los venenos", publicado originalmente en 1995, e incluye un libro inédito, "Las venas comunales".

La muerte, la inminencia de un final que nunca llega a producirse y cómo seguir viviendo cuando se ha llegado al umbral de la espera final son algunos de los temas que pueblan la poesía más reciente de Gamoneda, ha explicado el poeta y crítico Miguel Casado, que ha llamado la atención sobre la ironía creciente del poeta, que pone en duda su propia obra, ha dicho.

Además, Casado ha recalcado la novedad del lenguaje discursivo que aparece en Gamoneda que, no obstante, trata de una forma ambigua y sensible como si fuera un lenguaje poético, ha dicho.

"¡Dios me libre de ser yo quien interprete mi propia poesía!" ha señalado Gamoneda tras estas consideraciones.

Y ha recordado los momentos de "silencio" que ha tenido a lo largo de su larga carrera literaria, entre ellos casi 15 años en los que se bloqueó "completamente", ha dicho, una época en la que también influyó "una cierta voluntad de huelga".

Algo que ocurrió cuando la censura franquista intervino un libro suyo llamado entonces "Actos". El censor estableció que "quitando esto y lo otro se podría publicar pero yo no podía aceptar la generosidad de la censura".

Y Gamoneda decidió que si no podía escribir, haría huelga. Y el libro no se publicó hasta 20 años después con el título "Blues castellanos", ha rememorado.

Vivencias que aparecerán seguramente en sus memorias, cuyo segundo volumen ultima en la actualidad y se publicará en los próximos meses bajo el título "La pobreza".

En el prólogo al segundo volumen presentado este martes, Gamoneda recuerda que han transcurrido catorce años "largos" desde la primera edición del primer tomo. "Pueden parecer, y hasta ser, muchos. O pocos. Supongo que me han traído algunos acontecimientos mayores y muchos menores, así como las normales venturas y desventuras".

Años en los que, confiesa, la vejez se ha instalado más firme en él: "Lo mismo le habrá ocurrido a mi escritura si, como pienso y digo, la poesía no se parece a la vida o tiene que ver con la vida, sino que es vida".