EFEMadrid

El ministro de Cultura y Deporte, José Guirao, se ha cuestionado hoy por qué en Cataluña han prohibido las corridas, pero no los "correbous" y ha expresado que en materia de tauromaquia "tiene" que respetar el pensamiento de todos, tanto de los animalistas como de los que no lo son.

Guirao ha hecho estas declaraciones durante su primera intervención en la Comisión de Cultura del Congreso de los Diputados, a petición propia y tras ser interpelado por el diputado Miquel i Valentí del Grupo Mixto sobre la anulación en Cataluña de la tauromaquia, quien considera que ésta ha sido una "decisión estatal" que tomó el gobierno anterior.

"Se está utilizando al Constitucional para cargarse aquellas iniciativas políticas que no gustaban a quien mandaba en el Estado", ha afirmado el diputado.

En este sentido, el ministro le ha dicho que cree que las "tradiciones no se quitan o se imponen por decreto", porque así se lo ha "enseñado" la "cultura de la tolerancia".

"Piense lo que piense, tengo que respetar el pensamiento de todos. En Cataluña han prohibido las corridas, pero no los 'correbous', porque los han sentido como tradición, aunque el maltrato sea el mismo. Yo creo que mi obligación es buscar consensos, así que vamos a darnos tiempo para la conversación, no para la negociación, que impone un plazo que impide los matices".

En este sentido, Guirao ha manifestado que tiene la "suficiente experiencia" para estar convencido de que la cultura "es plural" y, si no lo fuera así, "no sería cultura".

"Mi idea de la cultura es que ni es excluyente ni tópica; es completamente abierta, y el ministerio va a ser absolutamente respetuoso con las competencias autonómicas", ha concluido.