efeCádiz

La comparsa "La gaditana que volvió", cuyos integrantes son uruguayos residentes en Madrid, se ha convertido esta noche en la primera agrupación americana que participa en el Concurso Oficial de Agrupaciones Carnavalescas de Cádiz (COAC) y en un testimonio de que los carnavales acarrean muchas historias de ida y vuelta.

Los dos templos de las coplas carnavalescas, el Gran Teatro Falla de Cádiz y el Teatro de Verano de Montevideo, se han conectado hoy, gracias a la retransmisión de la televisión municipal Onda Cádiz, para vivir juntas en directo este especial capítulo de la historia de sus carnavales.

La murga de uruguayos residentes en Madrid se ha ajustado al formato de una comparsa gaditana para participar en este concurso con una agrupación que, ya desde su nombre, hacía un homenaje al especial vínculo entre los carnavales de Cádiz y Montevideo.

Y es que la semilla de las murgas uruguayas la plantó "La gaditana", una compañía de teatro de Cádiz que en 1908 viajó al país para representar una obra que se convirtió en un rotundo fracaso y les arruinó.

Para sacar dinero para poder volver a España los cinco actores gaditanos que integraban la compañía decidieron disfrazarse con sacos de arpillera y cantar las coplas carnavaleras de su ciudad natal por las calles de Montevideo.

Así lograron recaudar el dinero necesario para sus pasajes de barco de regreso a España y, sin saberlo dejaron una estela en Montevideo.

Un año después una agrupación del carnaval de Montevideo, donde ya existían conjuntos desde el siglo XIX pero bajo el nombre de "mascaradas", se autodenominó "Murga La gaditana que se va", para parodiar la aventura de la compañía teatral española.

Hoy ese viaje de ida y vuelta se ha reproducido en el Gran Teatro Falla de Cádiz con "La gaditana que volvió", una comparsa que en sus disfraces hacían guiños a ambas ciudades y sus carnavales.

La comparsa ha dedicado una copla al líder del partido de ultraderecha VOX, Santiago Abascal, para recordarle que Uruguay acogió tras la guerra civil a españoles, cuyos nietos hoy han vuelto a cruzar el Atlántico y emigrado a España.

"Que no te dividan de nuevo, mi bella España", cantaba la comparsa uruguaya, que también ha dado consejos a los independentistas catalanes: "puede que tu independencia sea tan solo un cambio de collar".

La comparsa ha dado al pueblo gaditano las gracias por llevar las murgas a Montevideo, unas murgas que ellos, desde España, reviven para que sigan incesantes las historias de ida y vuelta de los carnavales.