EFECartagena (Murcia)

La cantante chilena Mon Laferte, que abre este viernes los conciertos de la XXV edición de La Mar de Músicas de Cartagena, espera que la irrupción de mujeres como Rosalía no sea una "moda pasajera".

"Me da mucho gusto que cada vez sean más los proyectos de mujeres los que están triunfando", ha afirmado la cantante en una entrevista con EFE, en la que ha confiado en que el género no sea "relevante" en la decisión de la industria musical, como ha sido "históricamente hasta ahora, cuando eran proyectos de nicho".

También ha valorado que la música latina esté tomando espacio en el mundo y que éste sea "más amable y con ganas de abrazar otras culturas".

Tras mostrarse "emocionada" de actuar en la primera noche del festival en un doble concierto junto a la reina de la samba, Elza Soares, la artista chilena afincada en México ha adelantado que sus espectáculos son "eclécticos" con arreglos de jazz o cumbia y en ellos mezcla música "muy bailable" con otros momentos "íntimos" de guitarra y voz.

No obstante, ha revelado que en las actuaciones en el Viejo Continente habrá también espacio para hacer un repaso por el resto de su carrera discográfica, en la que ha colaborado con artistas como Natalia Lafourcade, Enrique Bunbury, Jorge Drexler, Julieta Venegas o Carla Morrison.

Laferte, que está presentando en su gira europea su disco "Norma", ha recordado que su infancia y adolescencia la pasó en Viña del Mar, una localidad "donde nunca pasa nada en todo el año" excepto la semana en la que se celebra el festival de música, en el que "no se puede caminar" y esperaba con "mucha emoción" estar tan cerca de los artistas.

Sin embargo, ha puesto el foco en su trayectoria artística en su traslado a Valparaíso, la capital de la región, es donde empezó a tocar con 13 años -"fue mi primer trabajo"-, además de su participación a los 18 años en el concurso de talentos "Rojo Fama Contrafama" de la televisión chilena.

En este sentido, ha recordado que, aunque estuvo varios años en un programa televisivo en su país natal, se dio cuenta de que "no estaba funcionando lo que hacía" y tenía la "inquietud" de dedicarse a la música, por lo que llegó a México para "experimentar todo". "Con 22 años, le pasa a todo el mundo, que cambiamos de trabajo, de pareja y estamos en una búsqueda constante", ha apuntado.

Laferte sacó su primer disco en 2003 como Monserrat Bustamente, pero fue a partir de 2016 cuando comenzó su ascenso meteórico al ser nominada a los Premios Grammy Latino por su álbum Mon Laferte Vol.1.

A partir de ahí, su carrera es un éxito. Esta chilena de Viña del Mar, pero afincada en México, es una de las artistas más importantes del mercado latinoamericano actual.

Pedro Lizarán