EFESalamanca

Las fachadas de los principales edificios de Salamanca, incluida la famosa rana o el solemne reloj de su consistorio, han tomado vida en la primera noche de la II edición del Festival de Luz y Vanguardias, una cita con el arte efímero en mayúsculas en la que los ciudadanos son parte activa.

Así ha sucedido con la obra del mexicano Rafael Lozano-Hemmer, un artista que en la fachada de la iglesia convento de San Esteban ha colocado una cámara con un sistema de reconocimiento facial, "como la que utiliza la policía", según ha explicado durante el festival, con la que llenará de contenido su obra, ya que ésta irá captado los rostros de los asistentes para luego proyectarlos superpuestos.

"El contenido está derivado de la participación de la gente porque la obra en sí no tiene contenido. Esta pieza (realizada ex profeso para el festival) es un experimento donde vemos como la ciudadanía se apodera de la pieza", ha expresado acerca de este trabajo con una altura de 30 metros que se proyectará durante los cuatro días de duración de la cita salmantina debajo de la arcada de este edificio.

Junto al mexicano, como artistas invitados también están la francesa Fèlicie d'Estienne d'Orves, con una propuesta "muy simple y contemplativa", según ha descrito, que invita a los visitantes a "experimentar la verticalidad" en el Patio Barroco de la Universidad Pontificia.

Y desde este punto de la ciudad, los centenares de asistentes a la primera jornada del festival, patrocinado por Iberdrola, también se han acercado a experimentar con las propuestas de Cruz Novillo y Juan Gomila, dos veteranos artistas de la escena plástica española que han traído a Salamanca "Diafragma dodecafónico 8.916.100.448.256, opus 14" y "Presencias", respectivamente.

La Plaza del Ayuntamiento se ha convertido en el lienzo donde se proyectan las obras de los nueve artistas que participan en el concurso de empresas y artistas nacionales e internacionales.

En esa fachada el único objeto impasible es el reloj, que parece vigilar los cientos de rostros y formas que se suceden durante las dos horas diarias (23:00-01:00) que duran las proyecciones.

Y es la portada de la Casa de las Conchas la elegida para que 30 jóvenes creadores de la Universidad de Salamanca y de la Universidad Pontificia expongan sus propuestas, con títulos como "La violencia de género también va contigo" "Cuídate, somos lo que comemos" o "Game Over".

Por su parte, Alberto Fernández Mañueco, alcalde de Salamanca, ha expresado durante la apertura oficial, que se trata del acontecimiento "cultural y artístico más importante del año, con permiso de la exposición de Barceló", como ha bromeado.

El acto también ha contado con la presencia del presiente de Iberdrola, Ignacio S. Galán y la presidenta de las Cortes de Castilla y León, Silvia Clemente, entre otros.