EFELandover (Maryland, EE.UU.)

El pateador Dustin Hopkins anotó un gol de campo de 43 yardas en un down no cronometrado, luego de que una penalización anulara su error segundos antes, y Washington Football ganó este jueves a los New York Giants 30-29 en partido adelantado de la segunda semana de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL).

Hopkins falló su primer intento de ganar el partido, pero se le dio un respiro cuando Dexter Lawrence fue señalado por estar fuera de juego.

Entonces tuvo la segunda oportunidad y esta vez el intento fue bueno y le dio a Washington (1-1) una victoria salvaje y le brindó otro momento estelar al mariscal de campo Taylor Heinicke, de 28 años, quien se convirtió en una sensación con el equipo de la capital de la nación cuando salió de la oscuridad para jugar en una derrota ante Tom Brady y Tampa Bay en los playoffs del año pasado.

Heinicke lanzó para 336 yardas y dos touchdowns ante los Giants. Le costó caro a Washington con una interceptación tardía, pero después de que el quinto gol de campo del partido de Graham Gano le dio a los Giants una ventaja parcial de 27-29 y 2:00 minutos restantes.

Los que utilizó Heinicke para guiar al equipo de Washington de regreso al rango de gol de campo que fue desde donde se definió el partido que dejó al equipo de la capital con marca de 1-1 al lograr su primera victoria de la nueva temporada.

El mariscal de campo de los Giants, Daniel Jones, también realizó un buen partido al lanzar para 249 yardas y un touchdown que no evitaron la derrota del equipo neoyorquino (0-2). También corrió para 95 yardas y una anotación.

Durante la mayor parte de la noche, fue la defensa altamente promocionada de Washington la que no hizo todo lo posible. Nueva York anotó en sus primeras cuatro posesiones de la segunda mitad, pero después de que los Giants se pusieron arriba 20-26, Heinicke necesitó solo 17 segundos para poner a Washington por delante.

El corredor J.D. McKissic se deslizó campo abajo para una recepción de 56 yardas, y luego el ala cerrada Ricky Seals-Jones superó en salto a Adoree 'Jackson en la esquina de la zona de anotación para un touchdown de 19 yardas que puso a Washington arriba 27-26.

Los Giants tuvieron que despejar después de eso, pero cuando Washington estaba tratando de agotar el reloj, el esquinero James Bradberry interceptó un pase de Heinicke, dándole a los Giants el balón en la yarda 20 de Washington.

La defensa de Washington forzó un gol de campo, dándole a Heinicke otra oportunidad.

Después de luchar para detener al mariscal de campo Justin Herbert y los Chargers de Los Angeles el fin de semana pasado, la defensa de Washington tuvo sus problemas nuevamente al comienzo del partido frente a Nueva York, que avanzó 79 yardas en 11 jugadas la primera vez que tuvo el balón, tomando una ventaja de 0-7 en una carrera de 6 yardas de Jones.

Después de que Washington empató el partido con un pase anotador de 11 yardas de Heinicke al receptor abierto Terry McLaurin, Jones se liberó para lo que inicialmente parecía una carrera de touchdown de 58 yardas.

Sin embargo, esa jugada se acortó con una penalización de retención, y los Giants se conformaron con un gol de campo.

Washington tomó una ventaja de 14-10 en un touchdown de 2 yardas de McKissic en el último minuto de la mitad.

Jones encontró al receptor abierto Darius Slayton para un touchdown de 33 yardas en el tercer cuarto que puso a Nueva York adelante en el marcador con parcial de 14-20.

La interceptación tardía de Heinicke fue la única pérdida de balón del partido, pero hubo muchas penalizaciones en ambos equipos. Washington tuvo nueve para 80 yardas y los Giants recibieron 11 para 81.

Los Gigantes también sufrieron la baja del liniero ofensivo Nick Gates, que fue retirado con una pierna rota en el primer cuarto. Gates, normalmente un centro, jugó de guardia el jueves después de que Nueva York pusiera a Shane Lemieux en la lista de reservas lesionados.