EFEMadrid

Álvaro Arbeloa, tras una dilatada trayectoria futbolística en equipos como Real Madrid y Liverpool, lleva un tiempo encaminando sus pasos hacia el atletismo, un deporte en el que ya ha probado el maratón y en el que le gustaría "compartir un trote" con el atleta etíope Haile Gebrselassie.

Sus cualidades físicas, junto con el trabajo que realiza con su entrenador, el triatleta madrileño Iván Álvarez, le han permitido bajar de tres minutos en los mil metros. "Esos entrenamientos que te exigen mucho y te llevan al límite me gustan", aseguró Arbeloa.

"Del Real Madrid estaría cerca Lucas Vázquez porque es un chico que es muy potente, rápido y, sobre todo, tiene mucha resistencia a la fatiga. Cuando yo jugaba al fútbol igual iba a 4:30 el mil y para mí era la leche. Ahora ese ritmo es un trote", señaló.

El exjugador salmantino dio su opinión sobre qué otros futbolistas cree que podrían lograr un registro destacado en maratón. En su caso, en el Maratón de Valencia, cruzó la meta con un tiempo de 3h15:51.

"Ahora está muy bien Joseba Llorente. Coincidí con él en la Behobia-San Sebastián hace un par de años y en el pasado Maratón de Valencia hizo 2:44. También hace carreras de montaña y le veo muy en forma. Seguro que Claude Makélélé lo hubiera hecho muy bien y también algunos futbolistas que son muy finos. A los que pesamos más de 75 kilos nos cuesta más", destacó.

Arbeloa, en una entrevista con la revista Corredor, desveló que a muchos de sus compañeros de vestuario en equipos de fútbol no les gustaba correr y hacer trabajo físico.

"Recuerdo que al acabar los entrenamientos de fútbol con el equipo iba al gimnasio a machacarme y algún compañero me decía: "¡Venga, Ironman!". Hoy se está tomando más conciencia de la importancia del trabajo previo y posterior al entrenamiento. En cambio, antes sucedía al revés", relató.

El exfutbolista salmantino fue preguntado por algún deportista con el que le gustaría "compartir un trote suave de cinco kilómetros y después ir a cenar".

"Elegiría a Haile Gebrselassie, no solo por su calidad atlética sino sobre todo por su forma de entender la vida y el mundo, y por supuesto a Michael Jordan", afirmó.