EFEGuayaquil (Ecuador)

La ecuatoriana Neisi Dajomes resaltó este domingo, tras adjudicarse la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Tokio, que hay deportistas, como la también halterista Alexandra Escobar, que merece muchos elogios por ser la única ecuatoriana en este deporte que ha participado en cinco Juegos Olímpicos, y subrayó que ella es su "ídolo".

“No me encuentro aún, no sé en realidad el peso de lo que he alcanzado", dijo ante la reflexión de que es la primera mujer en dar una presea dorada a Ecuador en una olimpiada y anotó que "hay deportistas como Alexandra Escobar que merece también muchos elogios por ser la única mujer en este deporte que ha participado en cinco Juegos Olímpicos. Ella es mi ídolo”, señaló Dajomes en una nota difundida en Ecuador por el Comité Olímpico Ecuatoriano (COE).

Escobar, de 41 años, debutó en los Juegos de Atenas 2004 donde ocupó el séptimo puesto y recibió el diploma olímpico y, desde entonces, clasificó a los Olímpicos de Pekín 2008, en ellos fue quinta y recibió diploma; en Londres 2012 se ubicó novena y en Río de 2016 alcanzó su mejor ubicación, el cuarto puesto, por lo que recibió diploma olímpico, el cuarto de su carrera.

En Tokio, a pesar de llegar en muy buenas condiciones físicas y técnicas, con posibilidades reales para ganar medalla, Escobar quedó eliminada, por lo que analiza la posibilidad de retirarse, mientras el presidente de la Federación Ecuatoriana de Levantamiento de Pesas (FELP), Luis Zambrano, aseguró a Efe que se hará todo lo posible para que continúe compitiendo.

Dajomes, de 23 años, se impuso hoy en la división de los 76 kilogramos de los Juegos Olímpicos Tokio 2020 al conseguir un total de 263 kilogramos, luego de levantar 118 en arranque y 145 en envión.

La deportista vivió sentimientos encontrados, que la hicieron romper en llanto cuando recordó a todos aquellos que pusieron un granito de arena para que pudiera terminar dando una alegría más a los ecuatorianos “que me enviaron buenas vibras de cada punto del país”.

Aseguró que hay personas claves que hicieron posible este sueño, como Walter Llerena y Mayra Hoyos, "quienes me apoyaron y me entrenaron en mis inicios, incluso, dándome un cuarto donde dormir y un plato de comida".

También resaltó de importantísima la llegada del entrenador ruso Alexis Ignatov, "entrenador de mis entrenadores, que fue contratado por el Comité Olímpico Ecuatoriano”.

Importancia del entrenador ruso que hoy corroboró a Efe Jaime Ruiz, presidente de la Concentración Deportiva de Pichincha (CDP), donde se entrenó Dajomes desde el año pasado.

Con Ignatov se inició un proyecto en levantamiento de pesas local hace unos 30 años y que después se quedó a vivir definitivamente en Ecuador.

En medio del momento único de celebración por tan histórico logro, a Dajomes le invadió la nostalgia al recordar a su hermano Javier Palacios, ya fallecido al igual que su mamá.

“Hace poco perdí a mi hermano y perdí antes a mi madre, ellos desde el cielo nos cuidan; por eso todos mis triunfos se los dedico y les agradezco por haber sido tan importantes en mi vida”, dijo.

Además de Neisi, su hermana, de 20 años, Angie Paola Palacios, debutó la semana pasada en unos Juegos Olímpicos, en los de Tokio donde, también en halterofilia, comenzó bien su participación en arranque, pero en envión sufrió un fuerte dolor, por lo que no completó la prueba, pero en la puntuación final se ubicó sexta y recibió el diploma olímpico.