EFERedacción deportes

El seleccionador español de waterpolo, David Martín, no pudo ocultar su satisfacción por el título de campeones del mundo logrado este domingo en Budapest, una medalla de oro que, como recalcó, premió la capacidad del equipo español para levantarse una y otra vez, tras las tres finales perdidas -dos en los Europeos y una en el Mundial- en los últimos cuatro años.

"Este oro sabe a dulce, sabe muy bien. Creo que este equipo se lo merecía", señaló un emocionado David Martín en declaraciones difundidas por la Federación Española de Natación.

"Estoy muy orgullos de todos los jugadores no sólo por haber ganado este oro, sino por cómo se han levantado cada vez que han perdido una final. La perdimos en 18, se levantaron y llegaron a otra, la perdimos en el 19 y llegamos a otra. Se lo merecen, porque han seguido creyendo en ellos mismos y al final del deporte nos ha puesto en nuestro lugar", concluyó el seleccionado español.