EFEMadrid

El guardameta Iván Cuéllar terminó expulsado el encuentro que enfrentó a su equipo, el Leganés, contra el Atlético de Madrid en el estadio Wanda Metropolitano y ahora queda por ver los partidos de sanción que recibe en base a lo publicado en el acta.

Cuéllar recibió dos cartulinas amarillas, una en el minuto 76 por "protestar una decisión arbitral" y otra más en el 90 por "simular haber sido agredido por un recogepelotas y dirigirse a mí realizando observaciones, insistiéndome en dicha incidencia" según redactó el árbitro Mateu Lahoz.

Sin embargo este reflejó también los acontecimientos que ocurrieron hasta que abandonó el verde y que podrían incrementar el número de partidos que el guardameta estaría fuera de los terrenos de juego.

"Una vez expulsado, retrasó su salida del terreno de juego a la vez que se encaraba con varios adversarios, llegando a pellizcar en su cara al número 20 (Víctor Machín Pérez), y acto seguido, propinar varias palmadas en el cuello y en el pecho del número 9 (Álvaro Borja Morata Martín), e insistiéndome que había sido agredido por un recogepelotas", indica el texto.