EFEMadrid

El Rayo Vallecano realizó este viernes la última sesión de entrenamiento de la semana, en la que Míchel contó con la ausencia de ocho jugadores de la primera plantilla.

El inicio de temporada del Rayo no está siendo bueno. En siete partidos disputados ha encajado quince goles, solo es superado por el colista Huesca, y ha ganado solo un encuentro, precisamente al conjunto oscense. Por contra, se ha dejado puntos contra rivales directos por la permanencia como el Alavés y ha caído en el derbi contra el Leganés.

Con este panorama, estas dos semanas antes de volver a competir frente al Getafe el domingo 21 de octubre le están viniendo bien a Míchel para recuperar anímicamente al grupo y trabajar tranquilo todos los aspectos que debe mejorar su equipo.

A lo largo de esta semana Míchel ha contado con muchas bajas. Este viernes, la nómina de ausencias se ha elevado a ocho.

No estuvieron el delantero guineano Lass Bangoura, el extremo congoleño Gael Kakuta, el portero macedonio Stolen Dimitrievski y el lateral peruano Luis Advíncula, todos concentrados con sus respectivas selecciones. En ese grupo de bajas también hay que contar al centrocampista vasco Gorka Elustondo, lesionado.

El lateral derecho Tito, con una sinovitis en la rodilla derecha, y el centrocampista Álvaro Medrán, aquejado de una tendinitis en el tendón de Aquiles, siguen pendientes de evolución, mientras que el lateral izquierdo Alex Moreno no pudo ejercitarse al padecer un proceso febril.

La plantilla del Rayo gozará de dos días de descanso y el lunes retomará los entrenamientos para seguir preparando el derbi liguero frente al Getafe.