EFESao Paulo

El centrocampista chileno Erick Pulgar, que juega en el Bolonia italiano, reconoció este domingo que la Copa América de Brasil puede ser una buena vitrina para despertar el interés de otros clubes europeos.

"Esta copa me va a servir para mantenerme en el puesto y sí, puede ser un trampolín para quizás cambiar de aires pero lo primero es defender el título", dijo Pulgar en una rueda de prensa en Sao Paulo, un día antes del debut de la Roja ante Japón.

Pulgar, que será titular en el centro del campo chileno junto a Charles Aránguiz y Arturo Vidal, destacó su buena temporada en Italia, especialmente en la segunda mitad del año, cuando se ganó un puesto en el equipo y anotó goles importantes.

"Mejoré mucho como jugador y persona. Estoy en mi mejor momento para enfrentar lo que viene", apuntó.

Pulgar explicó que el seleccionador chileno, Reinaldo Rueda, le pide que haga en la Roja una función similar a la que realiza en el Bolonia, aportar equilibrio en la medular, especialmente en defensa.

En ese sentido, indicó que Vidal suele moverse con más libertad, Aránguiz cumple la tarea de volante mixto y él debe ayudar en la contención.