EFEBarcelona

La Fundación Deporte Joven del Consejo Superior de Deportes (CSD) presentó este martes en Barcelona incentivos fiscales para que las empresas puedan deducir hasta un 90% de sus inversiones en deporte.

Las compañías, a través de la intermediación de la Fundación Deporte Joven, pueden acogerse a exenciones fiscales por dos vías: la publicitaria y la de actividad prioritaria de mecenazgo.

Gracias a la primera vía, las empresas pueden deducir en su impuesto de sociedades el 15% de su inversión en publicidad y hasta el 90% de las donaciones que realicen en cuatro programas considerados por los Presupuestos Generales del Estado como acontecimientos de excepcional interés público.

Esos programas son el de 'Universo Mujer', enfocado a impulsar el deporte femenino desde la base a la cúspide, el de 'Apoyo al Deporte Base', para fomentar la actividad deportiva, el de 'Deporte Inclusivo', relacionado con el deporte y la discapacidad, y el de 'Nuevas Metas', que ayuda a profesionales tras su retirada.

La segunda vía de exención es el programa 'España Compite', considerado como actividad prioritaria de mecenazgo y que da mayor libertad a las compañías para elegir sus inversiones aunque el retorno no es tan grande.

Mediante ese plan, las empresas pueden deducir el 40% de su inversión en deportes los dos primeros años y, a partir del tercero, si mantienen su patrocinio, la exención alcanza el 45%.

Las aportaciones dentro de 'España Compite' no pueden superar los 50.000 euros por donante y año, además de no poder superar nunca un porcentaje del 15% sobre la base imponible del impuesto de sociedades.

El director general de la Fundación Deporte Joven, Félix Jordán de Urríes, animó a las empresas a apoyar al deporte español porque, según apuntó, "la administración llega hasta donde llega".

"Este tipo de herramientas son instrumentos que son muy poco conocidos y que están al servicio del ecosistema deportivo para dar actividad", insistió Jordán de Urríes.

Por su parte, el concejal de deportes del Ayuntamiento de Barcelona, David Escudé, aseguró que la colaboración público-privada es "sumamente importante" en el deporte y recordó el caso de éxito de los Juegos Olímpicos de 1992.

"Solo con la aportación pública es absolutamente imposible e insuficiente llegar a las metas, llegar a los éxitos, llegar a la promoción que todos desearíamos para un sector, el deporte, que como pocos representan los mejores valores de la sociedad", manifestó el concejal.