EFEBerlín

El RB Leipzig y el Borussia Dortmund disputan mañana la final de la Copa de Alemania, el título que les dejó el Bayern Múnich, que ya se ha coronado campeón de la Bundesliga por novena temporada consecutiva.

Se trata del segundo enfrentamiento entre los dos equipos en menos de una semana después de que el sábado, en la Bundesliga, el Dortmund se impusiera por 3-2, en un partido en el que no pudo contar con Erling Haaland por una lesión en el muslo.

Entre tanto, Haaland ha vuelto a los entrenamientos y se espera que mañana pueda estar en el campo.

Haaland, con 25 goles en la Bundeliga, 10 en la Liga de Campeones y 1 en la Copa de Alemania, tiene más tantos en su cuenta personal que todos los jugadores ofensivos del Leipzig.

El dato, sin embargo, puede llevar a confusión pues la fortaleza del Leipzig a lo largo de esta temporada ha estado ante todo en su sólida defensa y también en su alternativas ofensivas.

El duelo entre Haaland y Dayot Upamecano, uno de los mejores centrales de la Bundesliga, es uno de los atractivos del partido de mañana.

Los dos equipos suelen usar sistemas distintos. El Leipzig, de donde el entrenador Julian Nagelsmann aspira a despedirse con un título antes de marcharse al Bayern, suele jugar con una defensa de tres centrales y dos carrileros adelantados.

El Dortmund, por su parte, acostumbra usar una defensa de cuatro hombres y un doble pivote con clara vocación ofensiva.

La presencia o la ausencia de Haaland es algo que suele cambiar un poco el planteamiento ofensivo del Dortmund.

En los últimos dos partidos, contra el Holstein Kiel en la Copa y contra el Leipzig en la Bundesliga, en los que no estuvo Haaland, el Dortmund apostó por la posesión, por mucha circulación de pelota y mucha movilidad en las posiciones de ataque sin un 9 claramente definido.

El resultado, ocho goles en esos dos compromisos, no ha sido malo pero eso no hace pensar que el Dortmund vaya a renunciar a Haaland.

Con Haaland, el Dortmund suele apostar por un fútbol más directo y por momentos se repliega procurando que el contrario adelante sus líneas para aprovechar la velocidad del noruego.

Para el Leipzig, un triunfo mañana significaría el primer título en la todavía corta historia del club. Para el Dortmund, sería el quinto título de la Copa de Alemania.

El Dortmund se ha convertido en una especie de maldición para el Leipzig que lleva siete partidos sin poder derrotar a su rival de mañana.

Alineaciones probables:

RB Leipzig: Gulacsi; Orban, Upamecano, Klostermann; Mukiele, Sabitzer, Hampl, Halstenberg; Olmo, Poulsen y Forsberg.

Borussia Dortmund: Bürki; Piszczek, Akanji, Hummels, Guerreiro; Bellingham, Dahoud; Reyna, Reus, Sancho; y Haaland.

Árbitro; Felix Brich (Múnich).

Estadio: Olímpico de Berlín.

Hora de inicio: 20:45.