EFERedacción deportes

Mientras el portugués José Mourinho hablaba en rueda de prensa de la victoria del Roma ante el Feyenoord (1-0) en Liga Conferencia, sus jugadores la interrumpieron para llevarse a su técnico a celebrar el título al vestuario.

Mancini, Zalewski y Pellegrini, entro otros jugadores, interrumpieron la rueda de prensa del setubalense y la dieron por finalizada al llevárselo al vestuario a celebrar el título, el primero en 14 años, el segundo europeo de la historia del club.

Antes, sobre el césped, Mourinho dijo: "Hay muchas cosas que pasan por mi cabeza al mismo tiempo. Han sido once meses increíbles, y ahora esto. Como les dije a los chicos en Turín, habíamos hecho lo que teníamos que hacer. Hoy teníamos que escribir la historia y lo hemos hecho".

"No hay duda, quiero quedarme aquí. Tenemos que entender lo que nuestros propietarios quieren hacer, soy cien por cien romanista. Me quedo aquí, a pesar de los muchos rumores. Pero no quiero estar detrás de los rumores. Ahora veamos qué harán los Friedkins (dueños del club). Esta es un club honesto y sano, hay un proyecto", añadió.

"Lo bonito de mi carrera es que más allá de la victoria con el United, hacerlo con el Oporto, el Inter y la Roma es especial. Una cosa es ganar cuando el equipo está hecho para ganar, y otra es ganar cosas que se quedan para siempre. Eso nos hace sentir especiales. Pienso más en los aficionados de la Roma y espero que nos esperen para festejar y divertirse. Me alegro mucho por la familia de la Roma", sentenció.