EFEBilbao

Marcelino García Toral, entrenador del Athletic Club, subrayó que considerar a estas alturas de la temporada que la Copa del Rey, en la que el equipo rojiblanco se enfrentará al Real Madrid en cuartos de final, es el único objetivo de la temporada sería "alejarse de la realidad".

"Cuanto más competitivos seamos en la liga más opciones tendremos de pasar en la Copa. El fútbol no es un arte de magia que juegas bien cuando quieres. Nuestra obligación es competir cada partido al máximo nivel con la única intención de ganar", recalcó el técnico en la rueda de prensa previa al partido frente al Rayo Vallecano.

Por ello, el asturiano no entiende "otra situación que no sea ir a Vallecas a ganar". "A partir de ahí ya pensaremos en el Madrid, pero decir que en enero solo tenemos como objetivo la Copa, jugando además contra el Madrid que es el mejor equipo, es alejarnos de la realidad", insistió.

Marcelino asume que el sorteo de cuartos de final les ha deparado "el peor rival posible", pero señaló que después de "vivir una gran noche" eliminando al Barcelona, ahora tienen "la ilusión y la esperanza de superarlo" el 3 de febrero en San Mamés.

"Ya habrá tiempo de hablar del Madrid, ahora toda nuestra atención tiene que estar en el partido con el Rayo", insistió el de Careñes antes de ponderar la "buenísima" temporada que está realizando el conjunto de Andoni Iraola.

"Juegan muy bien en su campo, tienen una plantilla bien estructurada, una idea de juego clara y optimizan muy bien los recursos, seguro que por el buen trabajo de su entrenador. Atacan bien y rápido y cuando en casa ganas diez partidos y empatas dos es que haces muy bien las cosas", reflexionó.

Acerca de su equipo lamentó la baja por COVID de Iker Muniain y confirmó que Yuri Berchiche, titular el pasado jueves en Copa después de casi nueve meses, no jugará de inicio en un once en el que podría no haber demasiados cambios teniendo en cuenta el parón liguero del próximo fin de semana.

"Tenemos que intentar que la puesta en escena sea buena aunque tengamos la incomodidad de pesadez en las piernas porque es un campo que exige respuestas inmediatas. Es un ida y vuelta constante, la segunda jugada es vital y eso implica que hay que tener un nivel alto de activación", dijo.

Por otro lado, cuestionado sobre una posible salida de Unai Núñez como cedido al Valencia, Marcelino dijo que él no será "un obstáculo" para lo que decidan el club y el jugador. "Lo importante es que los jugadores que estén dentro del grupo estén a gusto", apostilló.

Por último, sobre su posible continuidad en el banquillo de San Mamés la próxima temporada, insistió en que "en el futuro se encontrará el momento más adecuado para decidir que es lo mejor para el Athletic y para Marcelino".

"Estoy agradecido a quienes me dieron la oportunidad de venir y a la afición y vivo en una ciudad maravillosa. No puedo pedir más, pero en mi cabeza ahora están otras prioridades y la más inmediata es ganar al Rayo", insistió.