EFECalais (Francia)

El esloveno Tadej Pogacar (UAE Emirates), doble vencedor del Tour, admitió la superioridad del belga Wout Van Aert al ganar en solitario en la meta de Calais, hasta el punto de subrayar que "dejó boquiabiertos a todos".

"En el momento del ataque de Van Aert yo iba buscando la mejor posición en el pelotón. Sabíamos que se podía esperar algo así con el Jumbo Visma. Wout van Aert fue claramente el más fuerte, dejó boquiabiertos a todos, es un ganador muy meritorio", señaló Pogacar en en meta.

Pogacar reconoció el potencial del Jumbo Visma, sobre todo de Van Aert, quien le puso en apuros cuando en principio se llevó a rueda al danés Vingegaard, un rival directo para la general

"Al final íbamos muy rápido, pero Van Aert estaba en llamas. Si había un equipo capaz de atacar de esta forma, ese era el Jumbo-Visma. Lo han hecho antes y son muy fuertes. Venía por detrás cuando atacó. Y cuando vi que había dejado caer a Vingegaard, dejé de preocuparme", explicó.

Sobre la etapa del miércoles con los 11 tramos de adoquines, Pogacar vaticinó que será una jornada divertida.

"Será una etapa difícil, espero un gran día y que no haya caídas. Creo que nos vamos a divertir mucho… pero los que van a estar en su sofá aún más”, concluyó.