EFEValladolid

El delantero ecuatoriano Stiven Plaza, nuevo jugador del Real Valladolid para las próximas cuatro temporadas y media, reconoció hoy durante su presentación oficial ante los medios, que necesita "un tiempo" para adaptarse al fútbol europeo ya que le falta "confianza" y también "físico".

Plaza se mostró muy tranquilo y contento tras su llegada al club presidido por Ronaldo y es consciente de la expectación que ha generado su fichaje, y de que va a tener que hacer frente a la "presión" y a los "nervios", pero se siente preparado para superarlo e ir creciendo con el equipo.

Quiere "aprovechar al máximo" la oportunidad de jugar en España y, por tanto, señaló que está dispuesto a hacer todo lo que le pida el "profe", en referencia al técnico, Sergio González, para adaptarse a un Real Valladolid al que ha seguido desde que comenzara el interés del club por él, el verano pasado.

Según indicó, es un equipo que "se entrega y que pelea ante cualquier rival" y, aunque explicó que no le gusta hablar de él, también comentó que le gusta correr la banda y entrar en profundidad y que por eso le "encanta" el juego del Real Valladolid, porque le va a permitir ir al contragolpe.

El presidente ejecutivo del club, Carlos Suárez, incidió en el valor de haber podido traer a Plaza "más allá del deportivo", ya que se trata de un joven -tiene 19 años- con "mucha proyección" y que "tiene mucho camino por recorrer y crecer", pero tiene "muchas virtudes" y confía en que aporte mucho al Real Valladolid.

También el director deportivo, Miguel Ángel Gómez, se refirió al delantero ecuatoriano como "uno de los talentos más importantes no ya de su país, sino de su continente" y espera que "pueda ofrecer todo su potencial", para lo cual es importante "no meterle presión" y darle un tiempo para que se adapte.