EFERedacción Deportes

España jugará por revalidar la medalla de bronce en el Campeonato de Europa de Amsterdam, tras caer este viernes 4-1 en semifinales ante Alemania, rival que ya le privó de luchar por el título en la última edición en 2019 en Amberes y al que creó muchos más problemas de lo que reflejó el marcador.

Alemania, que fue plata entonces, volvió a ser imbatible para el equipo que dirige el inglés Adrian Lock en una cita continental, y repetirá final contra Países Bajos, las anfitrionas que lucharán por repetir el título y que hoy derrotaron (3-1) a Bélgica, que será el rival de las españolas por el tercer puesto.

El marcador final no reflejó el desarrollo de un partido en el que España puso en aprietos a Alemania, a pesar de que las alemanas asestaron el primer golpe a las españolas a los tres minutos, con un gol que llegó justo después de que la portera española María Ángeles Ruiz parara su primer penalti córner.

El árbitro de vídeo tuvo que revisar la acción en varias ocasiones y al final dio por válido el tanto de Piepper al no apreciar con claridad la infracción reclamada por España.

El tanto en contra aumentó el juego de ataque de las españolas y en su primera opción de penalti, a los 13 minutos, lograron empatar cuando Berta Bonastre pinchó una bola de Lucía Jiménez para hacer el 1-1 que reinó hasta el descanso.

Tras la reanudación las "RedSticks" dispusieron sin éxito de otros dos penaltis córner, pese a una clarísima bola que se le marchó fuera a Xantal Giné en el primero, y María Ángeles Ruiz demostró su gran clase, pero no pudo evitar el segundo gol de Alemania.

La jienense detuvo dos de los tres penaltis cóner a favor de las germanas, pero no cortó el tiro de Zimmermann que puso el 2-1 a 47 segundos del acabar el tercer cuarto.

Al inicio del último España forzó otro penalti pero no acertó a aprovecharlo; María López cortó con el palo un prometedor ataque rival; Lock decidió prescindir de Ruiz en la portería a tres minutos del final y España forzó tres penaltis córner seguidos -llegó al séptimo-, pero se quedó a un paso de empatar a falta de un minuto y medio.

Con ese escaso tiempo Alemania sentenció en sus dos últimos ataques a puerta vacía, con dos tantos seguidos de Martens y Schroder, y se llegó el partido por 4-1 para repetir la final de hace dos años dentro de dos días contra las anfitrionas. España repetirá el duelo por el bronce que entonces ganó a Inglaterra en esta ocasión contra Bélgica.