EFEAndorra la Vella

El esquiador suizo Beat Feuz consiguió este miércoles su segundo Globo de Cristal consecutivo como vencedor de la Copa del Mundo de descenso tras clasificarse sexto en la prueba de las finales, en la que se impuso el italiano Dominik Paris.

Feiz, nacido en Schangnau hace 32 años, ha sido el más regular y está mañana en las finales de la Copa del Mundo de esquí alpino en Grandvalira finalizó en sexta posición con un tiempo de 1'27"44 a 0"64 del primer clasificado y su máximo rival para el título, Dominik Paris.

Con este resultado, Beat Feuz sumó 40 puntos que le valieron para revalidar el título como esquiador más veloz en el descenso.

El mejor, este miércoles, en el descenso de la pista Àliga fue Paris con un crono de 1'26"80 sumando 100 puntos y quedándose a 20 puntos de Feuz en la general y eso que consiguió cuatro victorias en las ocho pruebas de la Copa del Mundo de descenso.

El segundo clasificado de estás finales de Copa del Mundo fue el noruego Kjetil Jansrud a 0"34 de Dominik Paris y el tercero fue el austríaco Otmar Striedinger a 0"41 del vencedor.

El podio final de la Copa del Mundo de descenso lo cerró en tercera posición el austríaco Vincent Kriechmayr que acabó este martes en quinta posición a 0"48 de Paris y se quedó con 339 puntos en la general.

"Felicito a Dominik Paris por la batalla que me ha presentado hasta el final en está Copa del Mundo. Yo me siento muy orgulloso y contento por revalidar el título. Es el premio a la regularidad", comentó Beat Feuz. EFE

1011857

vds/and/jad