EFEMadrid

El español Carlos Sastre (Leganés, 44 años), ganador del Tour 2008, ve con preocupación el momento social provocado por la pandemia del coronavirus y pide que "todos estemos juntos y seamos solidarios". Ahora sigue el ciclismo por redes sociales, pero está informado del nuevo calendario anunciado por la UCI con fecha fija para el Tour.

Considera que "en plena cuarentena anunciar en abril una carrera para agosto es un despropósito".

Pregunta. ¿Cómo lleva el confinamiento?

Respuesta. "Bien, se trata de una decisión que tenemos que acatar todos ya que por encima de cualquier cosa está la salud. Criticar cualquier gestión no es positivo. Tengo la suerte de estar con mi familia, en una casa amplia, con luz. La situación es dura y complicada, por eso todos debemos estar juntos y ser solidarios".

P. Un ciclista habituado a entrenarse al aire libre, ¿qué hace en casa para mantener la forma?

R. Muchos hacen rodillo, que a mí siempre me ha dado alergia. Cuando corría recuerdo que me ponía rojo y sudaba mucho, nunca lo usé, no me gustaba. Ahora prefiero hacer ejercicios de relajación, gimnasia, por aquello de no estar parado. También dedico muchos tiempo a pensar, ya que después de todo esto hay que estar preparados para volver a la normalidad y tratar de poner a este país donde se merece.

P. Se supone que la pandemia también afecta a sus negocios

R. Sí, también ando liado con el tema de los negocios, es necesario estar cerca de la gente que me necesita, los que trabajan para mí, para que no les falte de nada, tengo 2 empleados, aparte de mi mujer y yo.

P. La crisis es mala para todos, y en el ciclismo ya se notan serias dificultades..

R. Esa una crisis global que afecta a todos de alguna manera. Para los eventos multitudinarios, como las carreras, y en especial las grandes, está resultando durísimo, no se está celebrando nada y todo está en el aire. Es todo muy complicado y difícil de gestionar, pero hay que tener claro que ante todo está la salud.

P. La UCI acaba de anunciar un nuevo calendario, fijando las fechas del Tour de Francia ante todo.

R. Solo digo que lo más multitudinario, que son los Juegos Olímpicos, se han aplazado, a partir de ahí todo es difícil de entender. Creo que antes de hacer calendarios de carreras hay que considerar otros escenarios, conocer la situación de la pandemia, y cuando esté claro, planificar.

P. ¿Cree que se han precipitado?

R. Dijeron en principio que hasta el 1 de junio mínimo no habría competición, pues en esa fecha habría que evaluar la situación con datos reales. Aventurarse ahora lo veo arriesgado, no se pueden alimentar noticias sin garantía de que se puedan cumplir.

P. ¿Es optimista o pesimista?

R. A mediados de abril hablar sobre una carrera que debe comenzar a finales de agosto es un despropósito, no se puede predecir el futuro. La dificultad de organizar un evento como el Tour y otras grandes es enorme, y a eso hay que unirle esta circunstancia. Me gustaría que hubiese Tour y otras carreras, pero la dificultad de la organización y el control de la pandemia dificulta todo.

P ¿Cree que salvando el Tour se salva la temporada?

R. El Tour es la carrera más importante, sin duda, pero el resto de carreras también son importantes. No es cuestión de su grandeza, cada uno piensa en su carrera, nadie mira por el beneficio del ciclismo en general, es un problema de este deporte de toda la vida. El Tour es grande, pero también existen la Vuelta al País Vasco, a Madrid ....El tema es difícil para todos, sin carrera no hay patrocinadores.

P. ¿Cree que el miedo es un factor determinante en el contexto de la pandemia?

R. Sí, sin duda. No se puede alimentar el miedo ni confundir a la sociedad, el miedo congela un país, lo paraliza, los medios generan miedo. Mi preocupación es que la gente no tenga miedo, nos falta mucha información. Hay países que no obligan a estar en casa, pero no permiten que la gente se junte en gran número, eso psicológicamente es contraproducente para la salud, se pueden generar enfermedades peores que el coronavirus. La gente debe aprender a tener hábitos saludables y se debe fomentar más la prevención, los hábitos de higiene.

P. ¿Ve el ciclismo muy cambiado en relación a su época?

R. En la gestión no veo cambios grandes. La situación es complicada porque no estábamos preparados para esto. Hace falta buena gestión, lo digo como empresario. Entiendo a los equipos, es una situación que sufrimos todos los que dirigimos negocios, sea cual sea. Creo que a la UCI lo qué más le preocupa es el Mundial. Yo el ciclismo lo sigo ahora sobre todo por las redes sociales, me falta tiempo.

Carlos de Torres