EFEMadrid

El guipuzcoano Lucas Eguibar, campeón del mundo de boardercross de snowboard y -por ese motivo- una de las principales bazas de España en los Juegos Olímpicos de invierno de Pekín, que arrancan la semana próxima, viajará a la capital china sin su técnico, el austriaco Mario Fuchs, que, según informó a EFE el astro vasco, ha dado positivo por covid-19 y no podrá estar presente junto al resto del equipo en la cita olímpica.

"Mi entrenador ha dado positivo y se nos descuadra todo el equipo ahora mismo, sinceramente. Pero bueno: hay que ver un poco estos días qué pasa y cómo gestionamos los Juegos", explicó, en conversación telefónica con Efe desde la estación italiana de Cortina d'Ampezzo, donde este sábado disputará la última prueba de la Copa del Mundo previa a los Juegos, Eguibar, nacido hace 27 años en San Sebastián.

Fuchs dio positivo durante la concentración que mantuvo el campeón mundial español en la estación austriaca de Reiteralm, desde la que 'Luki' -asimismo doble medallista de plata en los Mundiales de Sierra Nevada 2017 y ganador de la Copa del Mundo 2014-15- partió a principios de semana a Cortina d'Ampezzo, donde este sábado competirá en la última prueba antes de los Juegos de Pekín 2022, que arrancarán el 4 de febrero y se prolongarán hasta el día 20.

"Los contagios ahora están a la orden del día y hay que tener muchísimo cuidado. No somos el único equipo que los ha sufrido; y alivia algo saber que, al menos, no eres sólo tú el que está sufriendo estos contratiempos", indicó a Efe el campeón del mundo de la disciplina en la que los 'riders' se enfrentan en eliminatorias de cuatro en cuatro -o de seis en seis- en un circuito con saltos, módulos y curvas peraltadas.

"Hay que tener muchísimo cuidado, porque me puedo quedar sin equipo; o lo puedo coger yo mismo, el covid; y si pasa eso se nos joden los Juegos. Así que a ver qué pasa", apuntó el campeón vasco, que inicialmente iba a hacerlo el jueves desde Múnich (Alemania) y que partirá hacia Pekín el próximo domingo desde Milán, hacia donde viajarán ese mismo día desde Cortina.

Fuchs, tal y como lo está haciendo desde que se confinó en su domicilio, seguirá dirigiendo -desde la distancia, analizando vídeos y dando las oportunas directrices- el equipo olímpico en torno a Eguibar, que integran asimismo el 'skiman' (preparador de tablas) esloveno Marko Mihic y el fisioterapeuta aragonés de origen polaco Mati Szul; y al que se unirá José Prieto, el 'skiman' habitual del otro donostiarra que compite en la Copa del Mundo, el joven Alvaro Romero, bronce mundial el año pasado en los Mundiales júnior, en Krasnoyarsk (Rusia).

"Al final, tras el positivo del entrenador, a China iré junto a Mati (Szul), Marko (Mihic), el 'skiman'; y viene un segundo 'skiman', José Prieto, para ayudar a Marko y ayudarme a mí", explicó a Efe Eguibar, cuatro veces triunfal en la Copa del Mundo: tres de ellas en Veysonnaz (Suiza) y la cuarta en Sierra Nevada, en 2020, el fin de semana anterior a que se decretara el confinamiento general en España.

"Y con toda la información que tengamos entre todos se la enviaremos a Mario, al entrenador, que desde casa verá los videos, analizará todo lo que pueda desde allí; y nos dará la información necesario", añadió 'Luki', que a mediados de este mes fue infiltrado para reducir las molestias que padece en la espalda.

"De la espalda me encuentro bien, por lo menos después del entrenamiento de esta mañana; ahora aún me queda el de la tarde", comentó a Efe este viernes desde Cortina el campeón mundial de boardercross, que durante la mañana de este sábado afrontará la calificación para la prueba de la Copa del Mundo que tendrá lugar en la bella estación de los Dolomitas, que arrancará a partir de las siete de la tarde (las 18:00 horas GMT).

"Estos días he estado haciendo bastante ejercicio y me han disminuido bastante las molestias", añadió Eguibar, que suma 14 podios en la Copa del Mundo, entre ellos el bronce que capturó esta temporada en la estación italiana de Cervinia.

El técnico austriaco de Eguibar también se lamentó del contratiempo sufrido.

"La situación es realmente difícil para nosotros ahora mismo; de lo único que me alegro, al menos, es de no haber contagiado a Lucas", explicó a Efe, desde Austria, Fuchs, de 45 años, que con anterioridad dirigió al equipo suizo y que como deportista fue olímpico en boardercross en los Juegos de Turín'06 (Italia) y en los de Vancouver 2010 (Canadá) -en los que acabó séptimo-.

"Me cuidé todo lo que pude, pero el virus me pilló de igual forma. No se puede hacer nada más al respecto. Ahora lo que haré es dirigir desde casa. Ellos me envían vídeos de forma permanente. Ahora mismo están entrenando; y en cuanto acaben me los mandarán; y yo les enviaré el 'feedback'. Tenemos que cambiar el sistema de trabajo, evidentemente", declaró a Efe el técnico del campeón mundial español de boardercross.

Adrian R. Huber