EFEMadrid

El fútbol español ha llegado por primera vez a los parqués bursátiles con el inicio de la cotización del Intercity de San Juan (Alicante), club de Segunda RFEF, en el BME Growth, el mercado para empresas en crecimiento en el que ha debutado este viernes a 1,20 euros por acción, valorado en 5,56 millones de euros.

Un club nacido en 2017, que ha encadenado tres ascensos en cuatro temporadas y tiene en su punto de mira seguir creciendo hasta el fútbol profesional es pionero también en entrar en los mercados, algo que no había ocurrido hasta el momento en el fútbol español.

"Nos sentimos como futbolistas que van a jugar un 'playoff' de ascenso", ha revelado su presidente, Salvador Martí, en los momentos previos al toque de campana en la Bolsa de Madrid, donde ha descrito la operación como "un ascenso de categoría a nivel de transparencia" y "un camino nuevo para accionistas y aficionados al fútbol".

Con un precio de suscripción inicial de 1,20 euros por acción, que supone una valoración total del conjunto en 5,56 millones de euros y el distintivo 'City', el conjunto alicantino permite desde este viernes a cualquier inversor participar en su capital.

"El club se crea con el objetivo de crecer sin deuda. Creemos que el capital es muchísimo más barato que la deuda y genera menos riesgos", ha defendido el presidente del Intercity, que cuenta entre sus asesores al exfutbolista del Atlético de Madrid y la selección española Juanfran Torres.

Su próximo reto es conseguir esta temporada el ascenso a la Primera RFEF, el último escalón antes de llegar al fútbol profesional, y no descartan invertir en infraestructuras. "Dependiendo de la financiación que consigamos en bolsa queremos construir un estadio en propiedad y una ciudad deportiva", ha señalado Martí.

EL NUEVO 'FICHAJE' DEL BME GROWTH

El conjunto alicantino forma parte desde este viernes de los valores cotizados en el BME Growth, un mercado anteriormente conocido como Mercado Alternativo Bursátil (MAB), pensado para facilitar el salto a los mercados a pequeñas y medianas empresas para las que el mercado continuo queda muy lejos.

"Está dirigido a empresas con un nivel de facturación menor, en el que los requisitos y el coste son mucho más asequibles. Trata de motivar a las empresas para dar ese salto que les permita obtener un tamaño mayor y generar más empleo y crecimiento", ha explicado a EFE Joaquín Robles, analista de la empresa de mercados XTB.

El atractivo de este mercado es que permite a las empresas obtener "financiación y liquidez" de una forma más sencilla, al mismo tiempo que dar visibilidad a su negocio, aunque también las exige un esfuerzo de transparencia, menor que las empresas que cotizan en el mercado continuo.

"Para una empresa pequeña te ofrece liquidez, tus inversores van a poder y comprar directamente en el mercado sin tener que buscar compradores fuera. También visibilidad, porque mucha gente puede ver tus cuentas, conocer tu negocio e invertir en ti sin negociar unilateralmente. Y a la vez te aporta valoración: tienes tu empresa valorada en todo momento", ha detallado Robles.

CLUBES COTIZADOS, ALGO NORMAL EN EL FÚTBOL EUROPEO

El Intercity abre en España una vía inexplorada, pero habitual en otras grandes ligas europeas, como la Premier League inglesa, la Bundesliga alemana, la Ligue 1 francesa, la Serie A italiana o la Liga portuguesa. Clubes como el Manchester United inglés, el Borussia Dortmund alemán, el Juventus italiano, el Olympique de Lyon francés, el Benfica portugués o el Ajax neerlandés están cotizados.

"España era una anomalía, de los países de las cinco grandes ligas es el único que no tiene un club cotizado. Ahora tenemos uno, aunque no sea en el fútbol profesional. Y España es un país más que interesante, por el excelente control financiero que ha hecho LaLiga", ha opinado en declaraciones a EFE Luis García, gestor de inversiones de Mapfre AM.

García no habla de oídas. Gestiona un fondo, el Mapfre Behavioral Fund, que tiene posiciones en el Borussia Dortmund, el Ajax y el Olympique de Lyon, por lo que conoce de primera mano el atractivo para el inversor de estos clubes y el impacto que tiene para el equipos estar cotizados.

"La gestión deportiva no tiene que tener diferencia, más allá de que abre vías creativas de remuneración. El Olympique de Lyon durante la pandemia compensó la rebaja salarial durante la pandemia con acciones a los equipos masculino y femenino", ha señalado el gestor.

Que un club tenga todas sus acciones en bolsa no tiene por qué suponer que la gestión quede al albur de quién compre las acciones, ya que el grupo empresarial o fundación que controla la gestión del club puede mantener un porcentaje mayoritario de las acciones para no perder el rumbo de la entidad. "En el caso del Ajax, su fundación tiene más del 70% de sus acciones", ha recordado García.

DUDAS SOBRE EL EFECTO LLAMADA

La salida a bolsa del Intercity genera la pregunta sobre si otros clubes españoles seguirán su camino. Su presidente se ha mostrado convencido. "No lo creo, estoy seguro que es una cuestión que tardará cada vez menos tiempo. Los socios y los accionsitas quieren cada vez más transparencia y esto es un camino para la financiación de todos los clubes de fútbol", ha defendido Martí.

No obstante, los especialistas consultados por EFE lo ven complicado. "El fútbol tiene estructuras accionariales complejas y es un negocio en el que es difícil ser rentable", ha apuntado el analista de XTB Joaquín Robles, que ve poco probable que haya un efecto llamada.

El caso del Intercity, para el especialista, tiene la particularidad de ser un club de reciente creación, por lo que está "mucho más saneado" y eso "le ha facilitado mucho el acceso" al mercado.

A esa circunstancia se añade, en el caso de 38 de los 42 clubes profesionales de LaLiga, que acaban de recibir una financiación por el acuerdo de la patronal con el fondo de inversión CVC Capital Partners, que aportará 2.100 millones de euros a cambio del 9% de los derechos audiovisuales de la competición durante 50 años.

"Salir a bolsa para tener acceso a más inversores podría ser interesante para más clubes, pero estamos en un momento en el que las necesidades de financiación igual ya han sido cubiertas, aparte de una forma muy ventajosa, a 50 años y con un tipo de interés cero. Podría animarse gente, pero es un momento en el que los clubes del fútbol profesional están financiados", ha opinado Luis Garcia, gestor de inversores de Mapfre AM.

Miguel Ángel Moreno