EFEMadrid

En cada último partido de cada pretemporada al mando del Atlético de Madrid, Diego Simeone propone el mismo equipo que idea para el inicio de la competición, como previsiblemente hará este domingo en su duelo contra el Juventus, cancelado y trasladado este sábado de Tel Aviv, por la escalada de violencia en la zona, al Centro Deportivo Continassa de Turín, la ciudad deportiva del equipo 'bianconero', sin público y con el reencuentro de Álvaro Morata en pleno debate sobre su futuro en uno u otro equipo.

"Debido a la situación de seguridad", tal y como informaron los dos clubes y la propia organización del partido, a cargo de la empresa Comtec Group, el encuentro fue suspendido esta mañana, después de que el Juventus tomara la decisión de no viajar a Tel Aviv, con lo que el Atlético, al mismo tiempo, tampoco se desplazó a la ciudad israelí, como tenía planificado, en un vuelo que iba a partir a las 12.30 horas del aeropuerto Adolfo Suárez.

Descartado el escenario original, Tel Aviv y el Bloomfield Stadium, ambos clubes buscaron a contrarreloj un territorio alternativo para mantener la disputa del encuentro, clave en sus respectivas preparaciones deportivas cuando aparece ya a una semana vista el comienzo de la Serie A y de LaLiga Santander: el Centro Deportivo Continassa del Juventus. También cambia la hora del partido, de las 20.30 horas originales a las 18.00 horas.

Es la última prueba del Atlético. Un ensayo general para Simeone, que, en su último amistoso de cada verano, siempre proyecta el once con el que empezará la competición, en este caso dentro de ocho días, el lunes 15 de agosto, en el Coliseum Pérez ante el Getafe, aunque este domingo con un condicionante visible: la duda para el partido de Yannick Carrasco, hoy por hoy titular aparentemente indiscutible en el carril izquierdo del 3-5-2.

Pendiente del extremo belga y sin Felipe Monteiro, que avanza en su recuperación de una tendinitis en la rodilla (este sábado se ejercitó al margen junto a Óscar Pitillas, preparador físico recuperador del Atlético), el resto de la plantilla está a disposición de Simeone para armar el once titular, del que ya ha mostrado algunos trazos durante la pretemporada, aunque no del todo, sobre todo en el ataque.

El centro de la defensa parece definido: Stefan Savic-José María Giménez-Reinildo Mandava. Es su línea tipo, en la que más confiaba y confía Simeone, por más que Daniel Wass se haya revelado como un futbolista interesante en esa demarcación de central derecho, con un golazo incluido en Cádiz; Axel Witsel haya trasladado con éxito su salida de balón y su jerarquía a ese puesto por las bajas y las circunstancias; o Mario Hermoso ya haya reaparecido en Cádiz de la lesión sufrida en el primer amistoso contra el Numancia.

EL DUELO DE MORATA

El carril derecho es para Nahuel Molina, el elegido por el técnico argentino para suplir la doble salida en el lateral derecho en los últimos seis meses de Kieran Trippier, sobre todo, y Sime Vrsaljko, pero también para no relegar a esa posición menos natural y menos productiva a Marcos Llorente, mucho más decisivo cuando juega en plazas más centradas y más adelantadas, como ha hecho durante toda la actual pretemporada.

El izquierdo es generalmente para Carrasco, aunque es duda para el partido de este domingo, con lo que Saúl Ñíguez o Renan Lodi (recuperado ya de la contractura que lo ha apartado de los dos amistosos últimos ante el Manchester United y el Cádiz) tendrán recorrido para realzar la competencia por esa posición, que también se traslada a cada sector de la imponente plantilla de la que dispone Simeone, reforzada este verano sin debilitarse en ninguna zona.

En el medio campo, Geoffrey Kondogbia parece haber tomado ventaja en el duelo por el medio centro a Axel Witsel, con lo que apunta a la titularidad ante el Juventus, al igual que Marcos Llorente y Thomas Lemar o Koke Resurrección, si forma un triángulo en esa demarcación, o incluso los cuatro si finalmente juega con un 4-4-2 ante la posible baja de Carrasco en Italia.

Mientras, en ataque, Joao Félix, Antoine Griezmann, Matheus Cunha, Ángel Correa y Álvaro Morata optan a las dos posiciones de la delantera titular.

Goleador el pasado jueves en el Trofeo Ramón de Carranza, en el que hizo todo lo que se le puede pedir a un atacante, el delantero de la selección española estará en el foco juegue lo que juegue en un partido entre el Atlético de Madrid, su club actual, con el que tiene contrato hasta 2024, y el Juventus, el equipo que lo pretende y en el que ha jugado los dos últimos años. A una semana del inicio de la competición, entre ambos está su futuro.

El Atlético ha ganado sus tres partidos hasta ahora en la pretemporada. Del 0-4 con el que se estrenó ante el Numancia en El Burgo de Osma, el miércoles 27 de julio, al 1-4 con el que se impuso al Cádiz en el Trofeo Ramón de Carranza, pasando por el 0-1 con el que doblegó al Manchester United, en un recorrido imponente, al que le queda la prueba definitiva de este domingo.