EFEMadrid

El exfutbolista español Fernando Torres ha inaugurado este jueves una nueva pista de fútbol de la Fundación Johan Cruyff en el colegio público Francisco de Quevedo, lugar donde estudió hace más de 20 años.

El jugador nacido en Fuenlabrada ha resaltado “el placer de volver a casa” y la importancia de “disfrutar y cuidar estas instalaciones”.

“Para mí es un placer volver a esta casa. Yo recuerdo cuando jugaba en este campo y es un privilegio para todos contar con estas condiciones y que lo paséis bien. Pero, tenéis que cuidarlo. Es muy importante entender lo que es la comunidad”, comentó Torres.

La Fundación Johan Cruyff, que ha construido 208 pistas de fútbol en todo el mundo, ha sido la encargada de impulsar este primer espacio que abre la organización en Madrid. Lo ha hecho con la colaboración del Ayuntamiento de Fuenlabrada y la historia entre el colegio danés Lillebaeltskolen y el CEIP Francisco de Quevedo.

Este centro danés ya cuenta desde 2011 con una pista de fútbol de la Fundación Johan Cruyff inaugurada por un futbolista también de alto calibre: Christian Eriksen. Hace dos años, varios docentes del Lillebaeltskolen asistieron a un curso sobre cómo internacionalizar más su colegio en Portugal. Y allí coincidieron con profesionales del Francisco de Quevedo. Comenzaron una relación de cooperación y uno de los resultados fue la solicitud por parte del centro español para albergar la primera pista Johan Cruyff en la Comunidad de Madrid, la cual recibe el nombre de “Fernando Torres”.

Al acto de inauguración ha acudido el alcalde de Fuenlabrada, quien ha comentado que “para Fuenlabrada significa que seguimos apostando por el deporte después de haber sido nombrados Ciudad Europea del Deporte 2019”. Así como miembros de la Fundación Johan Cruyff.

Fernando Torres ha comentado que es “un honor” estar relacionado con la Fundación y recuerda que él cuando vivía en Fuenlabrada le era muy complicada encontrar un sitio para jugar y ahora los jóvenes lo tienen.

La celebración ha terminado con un encuentro entre alumnos del Lillebaeltskolen y el Francisco de Quevedo. Y un dato para la memoria. Fernando Torres marcó el primer gol de la nueva pista 23 años después.