EFEMadrid

En la pelea sanitaria contra la pandemia de coronavirus, el fútbol profesional no se ha puesto de perfil. LaLiga ha recaudado 170.000 mascarillas entre sus socios comerciales en China, que se unen a los 1,43 millones de ellas que ha comprado con lo recaudado en el festival de música 'LaLiga Santander Fest'.

La táctica del fútbol español contra la pandemia da resultados, y ya están en España la mayor parte de las 170.000 mascarillas y 10 respiradores de los socios chinos del fútbol español, unidas al material comprado con el millón de euros recaudado por el festival: 1.435.000 mascarillas de alto riesgo, 115 respiradores no invasivos, 12.595 trajes esterilizados desechables y 500.000 guantes.

"Nosotros vivimos la situación del coronavirus de primera mano con nuestros trabajadores en China. Ahora que nos hemos visto en esta situación, nuestros socios chinos nos están devolviendo el favor y respondiendo de una forma generosa", explica a EFE el director de Desarrollo Internacional de la patronal, Óscar Mayo.

Cuando el Covid-19 suponía apenas unos titulares en las secciones de internacional de los medios de comunicación, la patronal del fútbol español, que cuenta con 14 empleados en Shanghái y Pekín, y casi 50 entrenadores en sus academias chinas, vivió de primera mano la situación que ahora se ha extendido a todo el planeta.

"En China se paró la actividad, nos trajimos a los entrenadores que pudimos, otros se tuvieron que quedar allí, las oficinas y las academias se cerraron, y empezamos a organizar acciones de apoyo con nuestros socios", recuerda Mayo.

A las donaciones y apoyos se unió el reconocimiento público al equipo chino Wuhan Zall, entrenado por el español José González, que pasó en España la etapa más dura de la pandemia y fue recibido por la patronal española e invitado a presenciar el 'Clásico' del 1 de marzo entre Real Madrid y Barcelona en el Santiago Bernabéu.

Ahora, con la pandemia causando estragos en España -más de 10.000 fallecidos y 110.000 contagiados hasta el jueves- la patronal ha pedido ayuda a sus socios en el gigante asiático y la ha encontrado en sus socios, que han aportado en total más de 170.000 mascarillas, la mayoría quirúrgicas, y una decena de respiradores.

Entre los apoyos chinos del fútbol español está la compañía que tiene los derechos televisivos en el gigante asiático (DDMC), su filial Weiming y su plataforma iQiyi, el patrocinador Dongfeng Auto, y sus socios en la explotación de las academias (Yixing Club y Activation Group), además de la agencia internacional IMG.

El material, que ya está en España y ha sido entregado a las autoridades sanitarias, ha llegado gracias al apoyo de la compañía textil Inditex, que ha puesto su plataforma logística en China al servicio del fútbol español para traer la aportación de sus socios. "Sin Inditex no hubiera sido posible", asegura.

UN FESTIVAL SOLIDARIO TRADUCIDO EN 1,4 MILLONES DE MASCARILLAS

Sin fútbol en activo por las medidas de confinamiento para frenar la curva de contagios, la patronal de clubes decidió centrarse en dos objetivos: seguir entreteniendo e intentar ayudar en la medida de lo posible.

Con este motivo dieron soporte a iniciativas como el torneo de eSports organizado por el presentador de videojuegos Ibai Llanos con jugadores de LaLiga, que recaudó más de 190.000 euros, y organizaron 'LaLiga Santander Fest', un festival solidario realizado el 28 de marzo con la colaboración del Banco Santander y Universal Music.

La recaudación de ese festival (1.003.532 euros) se convirtió este lunes en material sanitario (115 respiradores no invasivos, 1.435.000 mascarillas de alto riesgo, además de 12.595 trajes esterilizados de protección desechables y 500.000 guantes de protección de vinilo).

La compra de todo este material, en un contexto muy complicado de mercados, requirió al fútbol encontrar un nuevo aliado: la filial de compras del Banco Santander. "Ellos ya estaban listos y nos han ayudado en la logística. Ha sido una labor de equipo", apunta Mayo, que asegura que gran parte de ese material ya está en España.

Con algunas semanas de confinamiento aún por delante, la maquinaria de entretenimiento del fútbol español seguirá abierta. En sus planes está organizar al menos "un gran evento cada fin de semana", y repetir el éxito del torneo de videojuegos con jugadores de LaLiga.

"Queremos ofrecer contenido diferente, que no sea solo escuchar malas noticias y llegar a un público más joven, que es el que peor lo pasa con el confinamiento", finaliza Óscar Mayo.