EFEParís

Una jornada de festejos en el PSG. Su décimo campeonato de Liga y la permanencia de Kylian Mbappé, quien lo celebró anotando tres de los cinco goles ante el Metz. En esta última jornada, también se confirmó que el Marsella irá directo a la Champions y el descenso de un histórico: el Burdeos.

Mbappé hizo tres goles ante el Metz, que cae a la segunda, en el 25, 28 y 50. El primero lo celebró llevándose la mano al pecho, en un gesto de agradecimiento a la hinchada. El prodigio de Bondy renovó por tres años, hasta 2025, y deja en la estacada al Real Madrid, que buscaba ficharlo desde hace tiempo.

El delantero francés, de 23 años, cierra el curso liguero con 28 goles y 17 asistencias.

El resto de tantos fueron para Di María, quien jugó su último partido con el PSG y recibió una tremenda ovación, y el brasileño Neymar, quien sigue sin reconciliarse con la grada parisina.

A pesar de volver a tropezar en la Liga de Campeones, el PSG conmemoró por todo lo alto su décimo entorchado liguero que iguala los del Saint-Etienne (récord en Francia).

Esta última jornada también sirvió para definir el puesto directo de acceso a Champions, que finalmente será para el Marsella de Jorge Sampaoli. El campeón europeo, que ganó 4-0 al Estrasburgo, adelantó in extremis al Mónaco, que dejó escapar la victoria en el 96 (2-2 ante el Lens) y será tercero. Tendrá que jugar la complicada fase de clasificación de la Liga de Campeones.

El Rennes, cuarto, disputará la Liga Europa y el Niza, la Liga Conferencia.

En el descenso, se consumó el del histórico Girondins de Burdeos y del Metz, mientras que el Saint-Etienne se jugará la permanencia ante un equipo de segunda.