EFESevilla

El Betis de Manuel Pellegrini ha vuelto este martes a entrenarse en su ciudad deportiva tras la debacle ante el Athletic de Bilbao en San Mamés (4-0) en una sesión marcada por las caras serias de jugadores y cuerpo técnico y por la charla que el chileno ha dado a sus pupilos antes de comenzar a ejercitarse.

El Betis ha entrenado después de llegar desde Bilbao con la presencia en la charla de Pellegrini a sus jugadores del director general deportivo del club, Antonio Cordón, y las caras de todos, en los minutos iniciales abiertos a los medios de comunicación, han sido elocuentes del ambiente que se respira después de la imagen ofrecida en San Mamés.

Tras la charla del chileno, los jugadores se han ejercitado en el césped de la 'Luis del Sol' con las ausencias del lesionado Sergio Canales, quien hoy, según el club, debía empezar el "tratamiento conservador" para recuperar la lesión muscular que se produjo el pasado martes en el partido entre España y Alemania en La Cartuja.

Otro ausente es el central argelino Aïssa Mandi, confinado por positivo en coronavirus y que, además, ya ha cumplido el partido de sanción por su expulsión en la anterior jornada ante el Barcelona.

Ha hecho trabajo específico, aunque no con el grupo, el internacional francés Nabil Fekir, ausente en Bilbao por estar recuperándose de una lesión en su isquiotibial izquierdo que se produjo en el último entrenamiento antes del choque en el Nou Camp.

El concurso del francés es una de las incógnitas con las que trabajará Pellegrini durante la semana que tiene por delante hasta el próximo partido liguero ante el Éibar el próximo lunes 30 de noviembre en el Benito Villamarín.