EFEBangkok

Desde patos hinchables a dinosaurios y la saga de "Los juegos del hambre", las protestas prodemocráticas lideradas por los estudiantes en Tailandia están demostrando una gran creatividad a través de símbolos y memes cargados de humor.

Los manifestantes, que han convocado protestas este viernes y también este fin de semana, están pidiendo reformas profundas en el país para reducir el poder de los militares y también de la monarquía, rompiendo el tabú en torno a la familia real.

Por su audacia, la mayoría de sus líderes han sido acusados de lesa majestad y sedición, que conllevan largas penas de cárcel, pero no han perdido por ello el humor en las manifestaciones, que se celebran en ambiente festivo y con una gran dosis de ironía desde el pasado julio.

"LOS JUEGOS DEL HAMBRE"

El símbolo más ubicuo en las protestas callejeras y en las redes sociales, donde los manifestantes son muy activos, es el saludo con tres dedos de "Los juegos del hambre" (The Hunger Games), una distópica serie de novelas que han sido llevadas al cine.

En las novelas y películas, el saludo se convierte en el símbolo de las resistencia contra la élite que vive aislada del pueblo, y que organiza torneos a muerte en el que participan jóvenes y son retransmitidos por televisión.

Tras el golpe de Estado de 2014, los estudiantes tailandeses empezaron a usar el gesto como desafío en las protestas contra la junta militar, que se mantuvo en el poder durante cinco años hasta las elecciones de 2019.

Este año, el saludo de "Los juegos del hambre" ha sido adoptado en la nueva oleada de manifestaciones, que comenzaron en febrero y, tras un paréntesis, se reanudaron en julio contra el Gobierno del primer ministro, Prayut Chan-ocha, que también lideró el golpe de 2014.

PATOS AMARILLOS

El pasado 17 de noviembre, los manifestantes llevaron patos hinchables de color amarillo a una protesta frente al Parlamento para exigir una reforma de la Constitución, ya que la actual fue redactada por la extinta junta militar.

Algunos usuarios en Twitter bromeaban que eran para cruzar el río y llegar hasta el Parlamento, pero finalmente fueron usados como escudos para protegerse de los cañonazos de agua mezclada con productos químicos de la policía, que también lanzó gases lacrimógenos contra manifestantes pacíficos.

Los hinchables amarillos son réplicas del pato de goma gigante creado en 2007 por el artista holandés Florentijn Hofman que ha estado "navegando" desde entonces por puertos como Osaka (Japón), Sídney (Australia), Sao Paulo (Brasil) o Hong Kong (China).

Los icónicos patos amarillos, convertidos memes de las manifestaciones tailandesas, también se convirtieron en símbolos en las protestas contra el alza de los impuestos en Brasil en 2017 y contra la intromisión de Pekín en Hong Kong en 2019 y 2020.

HARRY POTTER

Los manifestantes han roto un tabú sobre la monarquía al debatir públicamente su reforma, una propuesta sin precedentes en un país donde la institución inspira un respeto casi religioso entre parte de la población y las críticas son condenadas con hasta 15 años de cárcel por lesa majestad.

El pasado agosto, varios manifestantes simbolizaron este desafío disfrazándose de Harry Potter, el joven mago retratado en la saga novelesca y cinematográfica del mismo nombre, y empuñando varitas mágicas contra Lord Voldemort, también conocido como el "innombrable".

Las menciones al monarca se han ido haciendo más expresas hasta emular la camiseta ombliguera de tirantes que el monarca exhibe en algunas fotos censuradas en el país.

DINOSAURIOS

Las oleadas de protestas en Tailandia incluyen a un grupo de estudiantes de Secundaria llamado Bad Students ("Estudiantes Malos"), que piden reformas para acabar con las estrictas normas y castigos en el sector educativo.

En sus manifestaciones, portan dinosaurios de plástico que simbolizan las jerarquías, currículos y normas anticuados que implican desde una versión ultraconservadora de la historia hasta directrices sobre el corte de pelo que deben de llevar los alumnos.

Gaspar Ruiz-Canela