EFEBarcelona

Decenas de trabajadores de Acciona Facility Services, que operan en la planta de Nissan de la Zona Franca de Barcelona, han protestado este miércoles ante las oficinas principales de la empresa por el cierre de la automovilística, lo que pone en peligro unos 25.000 empleos del sector de la automoción.

Los trabajadores, ataviados con chalecos de trabajo y usando mascarillas, portaban una pancarta con el lema "Acciona. En lucha por nuestro futuro".

Algunos operarios llevaban escrito en sus chalecos frases alusivas al momento crítico que vive el sector y su empresa como "Acciona involuciona".

La plantilla de Acciona, integrada por 500 trabajadores, ha participado estos días en las movilizaciones convocadas por el comité de empresa de Nissan.

Acciona es la principal empresa subcontratada de Nissan en la Zona Franca y se encarga de tareas de logística y de una parte del montaje.