EFEMadrid

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, que se mostró convencida de que la reforma laboral se aprobará con el apoyo de los grupos progresistas, no cuenta con Ciudadanos "porque esa entrada expulsa a fuerzas de la izquierda"

Así lo manifestó esta noche Yolanda Díaz en una entrevista en el programa Hora 25 de la Cadena Ser, donde dijo que "las matemáticas en política condicionan", además de manifestar que el modelo de Ciudadanos, de contrato único y mochila austriaca, "es antagónico a lo nuestro".

"No da la suma de ninguna manera con Ciudadanos porque esa entrada expulsa a fuerzas de la izquierda", dijo Díaz, para quien la reforma pactada con los agentes sociales, frente a la del PP, "lo que hace es subir los salarios".

Para la ministra de Trabajo, Ciudadanos "debe rectificar su modelo de relaciones laborales porque lo que presentan va en otra dirección".

A juicio de Díaz, "esta reforma es una reforma de país" y afirmó que "esta es la primera que alcanza la rúbrica de los agentes sociales".

Según Yolanda Díaz "esta norma cambia el paradigma de las relaciones laborales en nuestro país. Es muy difícil decirle que no" por lo que manifestó que "quien vote en contra va a tener que explicar a sus trabajadores y es muy difícil explicarlo".

La vicepresidenta también comentó que ha convocado, para el lunes 7 de febrero, a sindicatos y patronal para discutir acerca de un incremento del salario mínimo para este año. "Ojalá los agentes lleguen a un acuerdo, pero va a ser rápido. Los voy a escuchar pero voy a tomar decisiones" y agregó que "siempre los agentes sociales en los momentos críticos han estado a la altura de las circunstancias".

Preguntada por su proyecto político, dijo que lo va a lanzar en cuanto pueda y la agenda le permita "escuchar a la ciudadanía. Me gustaría empezar en cuanto pueda. Quiero escuchar a mucha gente. Quiero escuchar yo. Quiero reunirme con gente. Lo voy a hacer, pero es evidente que no he empezado. No se trata de las partes, se trata del proceso. Lo importante no es el quién, es el qué. Este país se merece una profunda transformación", refirió.