EFEMadrid

El Gobierno de coalición de PSOE y Unidas Podemos ha cerrado tras semanas de negociaciones un acuerdo sobre los presupuestos de 2022 y sobre una ley de vivienda en una reunión celebrada este martes por la mañana a la que ha asistido el presidente, Pedro Sánchez, y la vicepresidenta, Yolanda Díaz.

Fuentes gubernamentales han explicado que representantes de los dos partidos empezaron a hablar a principios del mes de septiembre sobre la ley de vivienda, uno de los requisitos planteados por Unidas Podemos en la negociación de los presupuestos generales del Estado de 2022.

Esta cuestión se ha desatascado tras un mes de negociaciones intensificadas en las dos últimas semanas y, con ella, las propias cuentas, que serán aprobadas el próximo jueves en un Consejo de Ministros extraordinario.

A comienzos de septiembre los interlocutores fueron el ministro de Presidencia, Félix Bolaños; la de Hacienda, María Jesús Montero; y la de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, encargada de los temas de vivienda, por parte del PSOE; y la de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra, por Unidas Podemos.

Las negociaciones y conversaciones entre los dos socios del Gobierno se han precipitado en las dos últimas semanas, especialmente entre Bolaños y Belarra, contando también con la intervención de la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, de Unidas Podemos, según las mismas fuentes.

El lunes a las ocho de la mañana hay una reunión entre los ministros Bolaños, Montero, Sánchez, Belarra y sus respectivos equipos, con un "acercamiento de posturas" e intercambio de documentos.

Por la noche, Bolaños y Belarra continúan con el intercambio de documentos y se citan nuevamente a las ocho de la mañana de este martes junto a Montero y Sánchez.

En esa reunión, perfilan asuntos "técnicos" y cierran un acuerdo que notifican posteriormente al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en otro encuentro celebrado ya sin la ministra encargada de vivienda al que asisten Bolaños y Montero, por parte del PSOE, y Belarra y Díaz por parte de Unidas Podemos.

En esta reunión, que tiene lugar antes del Consejo de Ministros, el presidente del Gobierno da el visto bueno al acuerdo y lo cierra.

Los medios de comunicación son informados sobre las 10.30 horas de que ha habido 'fumata blanca', pero los detalles trascienden después.

Primero en fuentes de Unidas Podemos, que informa de que el acuerdo incluye la regulación de precios para bajar por ley los alquileres, según el índice de referencia para todos los contratos en las zonas de mercado tensionado, y la retirada de privilegios fiscales.

Después, Bolaños confirma en rueda de prensa tras el Consejo de Ministros que el proyecto presupuestario de 2022 incluirá un tipo mínimo del 15 % en el impuesto de sociedades, otra de las exigencias planteadas por Unidas Podemos sobre la que había más consenso con los socialistas.

Tras superar el primer escollo de la negociación de los presupuestos en el Gobierno de coalición, las cuentas pasarán a debatirse en el Congreso de los Diputados, donde deberán contar con el respaldo de otros grupos para que salgan adelante.

Para ello, Bolaños continuará con la ronda de contactos con los portavoces parlamentarios iniciada el 20 de septiembre y que le llevará a reunirse este miércoles con los representantes en el Congreso de UPN, Foro Asturias y Nueva Canarias.

También se reunirá con grupos del Senado sin representación en Congreso.