EFEMadrid

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha revisado a la baja el dato de crecimiento económico de los últimos tres años tras incorporar un cambio metodológico que ha afectado a toda la serie histórica del PIB.

Tras esta revisión, recogida en la estadística de Contabilidad Nacional Anual de España 1995-2018 publicada este lunes, el crecimiento económico de 2018 quedaría en el 2,4 % (en lugar del 2,6 %); el de 2017, en el 2,9 % (frente al 3 %), y el de 2016, en el 3 % (en lugar del 3,2 %).

Los datos de estos tres años también se ven afectados por la incorporación de información habitual de septiembre porque los resultados eran provisionales.

En cambio, tras la revisión sube el crecimiento económico de 2015, hasta el 3,8 % (en lugar del 3,6 %); el de 2014 queda igual en el 1,4 %; baja el decrecimiento de 2013 (al 1,4 % frente al 1,7 %) y sube el de 2012 (al 3 % frente al 2,9 %).

La modificación de toda la serie histórica ha supuesto que el PIB de 2018 quede en 1.202.193 millones de euros, un 0,5 % inferior al dato provisional que se había ofrecido antes de la revisión.

El INE ha explicado que esta revisión extraordinaria de los datos estaba prevista y se realiza cada cinco años para incorporar cambios en fuentes estadísticas o nuevos métodos agregados para lograr estadísticas de mejor calidad.

El cambio está armonizado con la Unión Europea, es decir, que todos los países están llamados a esta actualización y volverá a realizarse en 2024.

El INE ha explicado que entre las mejoras introducidas figura la integración de los resultados actualizados de las cuentas de las administraciones públicas, la revisión estadística del Banco de España o la revisión de los agregados de la formación bruta de capital.

También se ha revisado la contabilización de la economía "no observada", es decir, economía sumergida tanto de actividades ilegales como legales pero no declaradas, un proceso de mejora que prevé continuar, para lo que ha iniciado contactos con la Agencia Tributaria y el Ministerio de Trabajo.

En conjunto, la revisión ha supuesto una variación media anual de 0,1 puntos.

Por lo que respecta a la estimación de avance del crecimiento económico de 2018, el repunte queda en el 2,4 %, dos décimas menos de lo apuntado inicialmente.

La demanda externa restó tres décimas al crecimiento después de que las exportaciones aumentaran un 2,2 % y las importaciones, un 3,3 %.

La demanda nacional aportó 2,6 puntos al crecimiento -tres décimas menos de lo estimado inicialmente- ante el crecimiento del gasto en consumo final de los hogares (1,8 %) y de las administraciones públicas (1,9 %). La formación bruta de capital aumentó un 6,1 %.