EFEMadrid

El mercado de las aplicaciones para empresas creció un 4,1 % en 2020 hasta alcanzar unos ingresos de 205.000 millones de euros en el mundo, según los datos publicados por la consultora International Data Corporation (IDC).

En su informe, IDC recoge que el mercado de las aplicaciones se vio beneficiado por la pandemia del coronavirus y la necesidad de las empresas de ser resilientes aprovechando las capacidades digitales.

"Las aplicaciones modulares e inteligentes están ayudando a las empresas a aprovechar los datos y obtener información para maniobrar mejor y que puedan seguir siendo resistentes y capitalizar los cambios en estas condiciones", aseguran desde la compañía.

El mercado estuvo dominado en el año 2020 por la empresa alemana SAP, que consiguió acaparar el 7,5 % del mercado gracias a unos ingresos de 15.370 millones de euros. Tras ella se situaron Salesforce, con unos ingresos de 11.120 millones y una cuota del mercado del 4,7 %, y Oracle, que obtuvo 9.680 millones y el 3 % del mercado total.

Los cinco primeros puestos del mercado mundial los cerraron las estadounidenses Intuit, con unos ingresos de 6.100 millones y el 3 % del mercado, y Microsoft, que alcanzó los 4.500 millones y una cuota de mercado del 2,2 %.

En su conjunto, estas cinco compañías acapararon el 22,8 % del mercado mundial.

De cara a los próximos años, IDC cree que el mercado de las aplicaciones empresariales aumentará hasta cerca de los 284.000 millones en 2025, lo que supone una tasa de crecimiento anual media del 6,7 %.

Esta progresión se producirá, según la consultora, de manera gradual a medida que las organizaciones evalúen sus carteras actuales y numerosas de ellas opten por personalizar estas aplicaciones.

Dentro del sector, IDC espera que la demanda de aplicaciones empresariales basadas en la nube alcance una tasa de crecimiento compuesta anual del 13,6 % en los próximos cinco años, por encima del mercado general.