EFEMadrid

El vicepresidente segundo y ministro de Derechos Sociales y Agenda 2030, Pablo Iglesias, se mostró satisfecho con el acuerdo presuspuestario alcanzado entre las dos fuerzas políticas que forman el Gobierno para cuya aprobación hablarán con todos los partidos "aunque lo normal sería que lo saquemos con fuerzas de izquierda".

Así lo manifestó esta noche en declaraciones al programa 'Hora 25' de la Cadena Ser, en el que se mostró satisfecho de que la presión ejercida por Unidas Podemos permitiera incluir en el acuerdo de los Presupuestos asuntos como la regulación de los alquileres o la reducción de los 'cuellos de botella' del Ingreso Mínimo Vital.

"Hoy estamos todos contentos pero venimos de una pelea, en el buen sentido, para tener unos presupuestos históricos y progresistas en un momento tan difícil", refirió Iglesias.

"Ahora -continuó el vicepresidente segundo del Gobierno- hablaremos con todos sin excluir a nadie pero hay que ser realistas: ¿Puede Ciudadanos apoyar unos presupuestos de izquierdas?. Creo que lo normal es que los saquemos con fuerzas de izquierdas".

Anticipó que ello, "no va a ser fácil", que van a tener que trabajar mucho, aunque "no soy muy optimista que quienes gobiernan con la ultraderecha en determinados lugares los apoyen", pero, añadió, "si (Inés) Arrimadas se hace de izquierdas, bienvenida".

Iglesias reconoció que costó mucho llegar a un acuerdo, que hubo tensión y consideró crucial introducir la regulación de los alquileres en el mismo, así como el Ingreso Mínimo Vital con la necesidad "aligerar ese cuello de botella" para que llegue a más gente y a quien lo solicite. "No puede ser que haya gente que lo pida y no le llegue", enfatizó.

Respecto al precio del alquiler dijo que no puede ser que la mayor parte de la gente tenga que destinar el 40% o más de sus ingresos al alquiler "tenemos que reducir un poquito el beneficio para garantizar un derecho social", agregó.

A pesar de esta 'tensión' para alcanzar el acuerdo, el vicepresidente segundo del Gobierno consideró que "hay que normalizar que en un Gobierno de Coalición haya asuntos en los que no estemos de acuerdo", y opinó que, al final, esto produce resultados muchos mejores, puesto que cuando hay dos partidos hay una presión continua por una parte o por otra para que los acuerdos se cumplan.

Preguntado por la declaración del Estado de Alarma para tratar de frenar la pandemia de coronavirus, Iglesias aseguró que el Gobierno no trata con ello de acaparar más poder, si no que el Ejecutivo "entrega más poder que nunca a las Comunidades Autónomas" para que ellas decidan.

Respecto al incremento presupuestario en Educación y Sanidad, competencias en manos de los gobiernos de las Comunidades Autónomas, dijo que ese aumento se traducirá en función del uso que haga de él cada autonomía.