EFEMadrid

Inditex ha dejado atrás las pérdidas en que incurrió en su primer trimestre fiscal, las primeras de su historia como empresa cotizada, y ha ganado 214 millones de euros en el segundo (mayo-julio), impulsada por la reapertura gradual de tiendas y la ausencia de provisiones.

En el conjunto de primer semestre fiscal (febrero-julio), el propietario de marcas como Zara o Massimo Dutti acumuló unas pérdidas de 195 millones, frente a los 1.549 millones que ganó en el mismo periodo del año anterior, afectado por la irrupción de la pandemia, que llevó al cierre de tiendas y a la caída del consumo.

Según ha detallado este miércoles la compañía, sin la provisión de 308 millones de euros que hizo en el primer trimestre para impulsar su programa de optimización de espacio y transformación digital, habría ganado 39 millones de euros en semestre.

Junto a esa provisión, los números rojos que acumula la compañía en el semestre también se deben a que las ventas del grupo cayeron un 37,3 % interanual, hasta los 8.033 millones.

EL SEGUNDO TRIMESTRE MARCA UN PUNTO DE INFLEXIÓN

En cualquier caso, el ritmo en la caída de las ventas se ha contenido desde el 44 % interanual registrado en el primer trimestre (febrero-abril) hasta el 31 % en el segundo trimestre (mayo-julio), pese a que en mayo hubo hasta un 87 % de las tiendas cerradas. Las ventas del grupo en el segundo trimestre fueron de 4.730 millones.

En la actualidad, Inditex tiene el 98 % de sus tiendas abiertas, aunque en algunas de determinados mercados se mantienen restricciones de horarios y aforos.

Las cifras de Inditex se han conocido un día después de que la firma sueca H&M presentara sus resultados y mostrara también una recuperación de las ventas: Su beneficio antes de impuestos entre junio y agosto fue de 192,2 millones y la caída de sus ventas fue del 16 %, frente al 50 % de su primer trimestre.

El director de Mercado de Capitales de Inditex, Marcos López, ha valorado de "muy positivos" estos resultados y ha defendido que el segundo trimestre "marca un punto de inflexión en el comportamiento de las ventas en 2020, tras el impacto negativo de la COVID-19".

De hecho, desde el 1 de agosto hasta el 6 de septiembre las ventas ya son sólo un 11 % inferiores a las de un año antes.

En el primer semestre, el resultado operativo (ebitda) se situó en 1.486 millones, un 56,8 % menos que un año antes.

CRECIMIENTO DE LA VENTA ONLINE

En cuanto a la venta online, la compañía ha destacado que ha tenido un crecimiento del 74 %, "beneficiándose del inventario único".

Precisamente, en la conferencia con analistas para la presentación de resultados, el presidente de la compañía, Pablo Isla, se ha mostrado "especialmente satisfecho de la evolución de la venta online".

En ese sentido, Isla ha asegurado que Inditex es "líder mundial en comercio online" y ha señalado que continúan teniendo una total confianza en el modelo de negocio "basado en la integración de las tiendas físicas y el canal online".

Isla ha incidido en los tres pilares clave del modelo de negocio de Inditex basado en "flexibilidad, integración y sostenibilidad".

Ha subrayado la importancia de los logros obtenidos en las circunstancias actuales y ha recordado que "la recuperación y el fuerte desempeño operativo son fruto del trabajo, la implicación y la creatividad de todas las personas que integran Inditex".

Inditex ha informado de que distribuirá 0,35 euros por acción el próximo 2 de noviembre como dividendo ordinario del ejercicio 2019.

Los buenos resultados obtenidos en su segundo trimestre fiscal está llevando hoy a Inditex a protagonizar de nuevo la jornada en Bolsa, al ser el valor que más sube del Ibex al revalorizarse casi más de un 7 % y situarse la acción en 25,3 euros.