EFETokio

Japón registró un superávit corriente de 2,65 billones de yenes (20.500 millones de euros) en marzo, lo que supone el octogésimo primer mes consecutivo en positivo, según los datos facilitados hoy por el Gobierno.

La cifra representa un incremento del 37,3 % con respecto al mismo mes del año anterior, y un descenso del 11 % frente al mes de febrero, según los datos preliminares publicados por el Ministerio de Finanzas.

La balanza comercial arrojó en marzo un superávit de 983.100 millones de yenes (7.427 millones de euros), lo que supone casi siete veces más que en marzo de 2020.

Las exportaciones avanzaron un 16,6 % interanual hasta los 7,2 billones de yenes (54.396 millones de euros), mientras que las importaciones crecieron un 3,1 % hasta los 6,2 billones de yenes (46.841 millones de euros).

La balanza de servicios registró un saldo negativo de 47.100 millones de yenes (355 millones de euros), lo que supone un 57,6 % menos que un año antes.

La cuenta de rentas arrojó en el tercer mes de 2021 un superávit por valor de 2,05 billones de yenes (15.487 millones de euros), un 6,2 % interanual menos.

La de transferencias tuvo un saldo negativo de 331.100 millones de yenes (2.501 millones de euros), lo que supone un 21,4 % más que un año antes.

La balanza de pagos refleja los pagos e ingresos por intercambios con el exterior de bienes, servicios, rentas y transferencias, y está considerada uno de los indicadores comerciales más amplios de un país.