EFELondres

La deuda acumulada del Reino Unido llegó a 2,02 billones de libras (2,18 billones de euros) a finales del pasado agosto, lo que supone el 101,9 % del producto interior bruto (PIB) del país, informó este viernes la Oficina Nacional de Estadísticas (ONS, en inglés).

Esta cifra es 249.500 millones de libras (269.460 millones de euros) más que hace un año y refleja el fuerte nivel de endeudamiento del país para hacer frente a la crisis económica provocada por la pandemia de la enfermedad de COVID-19.

La deuda nacional británica había tocado por primera vez los dos billones de libras el pasado julio.

El Reino Unido entró en agosto en recesión por primera vez desde la crisis crediticia global de 2008.

Entre abril y junio, el PIB británico descendió el 20,4 %, mientras que en el trimestre anterior -enero a marzo-, el PIB retrocedió el 2,2 %.

El Gobierno británico dio a conocer ayer un nuevo plan de apoyo al empleo, con el pago de una parte de los salarios, para hacer frente a las nuevas restricciones por la segunda ola de la COVID-19.

El ministro británico de Economía, Rishi Sunak, presentó en el Parlamento el denominado "Programa de Apoyo al Empleo" (JSS, en inglés), que a partir del 1 de noviembre sustituirá al aplicado desde marzo, por el que el Gobierno financia hasta el 80 % de los sueldos de los trabajadores que no podían trabajar por el confinamiento nacional, pero que finalizará en octubre.