EFEWashington

El índice de precios al consumo (IPC) se mantuvo sin cambios en Estados Unidos en septiembre, mientras que la inflación interanual continuó al 1,7 %, lo que añade presión a la Reserva Federal para una nueva bajada de tipos de interés a finales de mes.

Se trata del menor registro desde enero de este año, y es además, una décima menor que las expectativas de los analistas.

La inflación subyacente, que excluye los precios de la energía y alimentos debido a su volatilidad, ascendió un 0,1 % el mes pasado, mientras que comparado con agosto del año pasado se mantuvo en el 2,4 %, indicó el reporte del Departamento de Trabajo.

El precio de los alquileres (0,3%) y de los servicios sanitarios (0,2%) subió el pasado mes, mientras que bajaron los de los automóviles usados (1,6%) y la ropa (0,4%)

El dato se conoce dos semanas antes de la nueva reunión de la Reserva Federal (Fed), y en las que han crecido las expectativas de que el banco central lleve a cabo un nuevo recorte del precio del dinero.

La inflación lleva de manera persistente por debajo de la meta del 2 % anual estimado por el organismo dirigido por Jerome Powell, quien ha apuntado que "se está gradualmente ajustando en los últimos meses".

Este miércoles, el banco central advirtió que los riesgos sobre la economía han aumentado desde julio debido a la "incertidumbre comercial" y las "condiciones internacionales" con la creciente posibilidad de un frenazo.

"La debilidad en la inversión empresarial y manufacturas hasta ahora este año han sido vistas como indicación de la posibilidad de una desaceleración más sustancial en el crecimiento económico que el previsto", agregó.

Uno de los principales factores de tensión es la escalada en la guerra comercial entre EE.UU. y China, que se prolonga ya durante más de un año.

Precisamente, hoy se reúnen en Washington los líderes negociadores de ambas partes: el representante de Comercio Exterior, Robert Lighthizer, y el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, por parte de EE.UU.; y el vice primer ministro chino, Liu He.

El encuentro se producirá días antes de la nueva subida de aranceles, prevista para el 15 de octubre, del 25 al 30 % a importaciones chinas por valor de 250.000 millones de dólares.

El presidente estadounidense, Donald Trump, ha advertido ya que si es reelegido en las elecciones presidenciales de 2020 será "mucho más duro" a la hora de negociar un acuerdo comercial y que, "mientras tanto, la cadena de suministros" del gigante asiático se "desmoronará".

La Fed, que cuenta con un doble mandato de promoción del pleno empleo y estabilidad de precios, ya rebajó los tipos de interés un cuarto de punto en su último encuentro en septiembre, hasta el rango de entre el 1,75 y el 2 %.

Trump ha criticado de manera reiterada al banco central, al que acusó de dañar el sector manufacturero y las exportaciones al mantener un dólar muy fuerte, y pidió con urgencia este miércoles a rebajar el precio del dinero "a cero o menos" para contribuir a la expansión económica.

La economía de Estados Unidos avanzó a un ritmo anual del 2 % en el segundo trimestre de 2019, según el tercer y último cálculo de la evolución del producto interior bruto (PIB) en ese periodo, dado a conocer a finales de septiembre.

El dato apunta a la ralentización de la economía estadounidense en el segundo trimestre del año, después de registrar un ritmo de crecimiento del 3,1 % en el comienzo del año.