EFEMadrid

El mercado laboral ha marcado una mejora histórica en junio con la creación de 233.056 empleos, el mayor incremento en ese mes de su serie, y con un descenso récord del número de desempleados, con 166.911 parados menos, gracias al impulso de la actividad turística.

Los datos proporcionados este viernes por los Ministerios de Trabajo y de Seguridad Social muestran que el paro marcó la mayor caída en cualquier mes desde que hay registro (1996) hasta situar el número total en 3,61 millones de personas.

Por su parte, la afiliación a la Seguridad Social registró el mayor incremento de su serie histórica, solo superado por los meses de julio de 2005 y mayo de 2018, dejando la cifra total de cotizantes en 19,5 millones, gracias al crecimiento en la hostelería por el levantamiento de restricciones por la pandemia y la vacunación.

El ministro de Inclusión, José Luis Escrivá, ha asegurado en una rueda de prensa que esta recuperación "de amplísimo espectro" deja a muchos sectores "por encima de los niveles previos a la pandemia", aunque aún falta "la demanda internacional sobre todo para el turismo".

En términos desestacionalizados, el paro siguió marcando su mayor descenso de la serie histórica, con 102.604 desempleados menos, mientras que la Seguridad Social ganó 202.857 afiliados.

Respecto a junio de 2020, el paro ha descendido en 248.544 personas (-6,43 %), mientras que el empleo ha aumentado en 875.941 personas.

LA HOSTELERÍA TIRA DEL EMPLEO

Al detalle de los datos del empleo, la afiliación al régimen general aumentó en 217.852 personas, gracias principalmente al comportamiento de la hostelería (con 126.520 empleos, el 11,6 % más), pero también a los crecimientos en agricultura, ganadería, caza, silvicultura y pesca y en las actividades artísticas, recreativas y de entretenimiento.

Prácticamente todas las comunidades autónomas, encabezadas por Baleares, Castilla-La Mancha y Cantabria sumaron afiliados, mientras que solo La Rioja los perdió.

Asimismo, el número de trabajadores acogidos a un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) se redujo en 100.000 personas, hasta cerrar junio en 447.800, una evolución que "es consecuente con la recuperación de la demanda turística", tanto por sectores como por regiones, ha explicado Escrivá.

BAJA EL PARO CON FUERZA EN LOS SERVICIOS

Respecto a los datos del paro y por sectores, el desempleo se redujo principalmente en los servicios (131.217 personas), y también en la industria (12.698), la construcción (11.763) y el colectivo sin empleo anterior (13.115), aunque se incrementó en la agricultura (1.882).

Se redujo más entre los hombres (88.050) que entre las mujeres (78.861), y con menos fuerza entre los jóvenes (23.557) que entre los mayores de 25 años.

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha explicado que el menor descenso del paro femenino responde a la finalización de la época escolar, un sector altamente feminizado, así como a la finalización de la campaña de recogida de la fresa, lo que está detrás además del incremento del desempleo en la agricultura.

En un comunicado, la CEOE ha pedido al Gobierno eliminar todos los elementos de incertidumbre que pueden estar retrasando las decisiones empresariales, como el calendario de vacunación, las medidas sanitarias y las expectativas sobre el marco laboral y fiscal,

Por su parte, tanto CCOO como UGT han valorado los "positivos" datos de empleo, pero han pedido medidas para atajar la temporalidad y la precariedad del mercado laboral.