EFEMadrid

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha sido contundente este miércoles al abogar por la justicia social y afirmar que el país que quiere "es el país del ingreso mínimo vital" que, además de frenar la pobreza, reactivará la economía con el impulso del consumo y del empleo.

"El coste de esta medida irá directamente a reactivar la economía en la medida en que los hogares se van a animar un poco más en el consumo de servicios básicos como alimentos o ropa", ha argumentado Sánchez durante su intervención en el Pleno del Congreso para pedir la sexta y definitiva prórroga del estado de alarma.

El presidente ha defendido esta renta mínima, que comenzará a implementarse en junio y cuyo coste rondará los 3.000 millones de euros, ya que repercutirá en un aumento del gasto y por lo tanto en más empleo local y de los autónomos.

"Son recursos públicos que cumplen con diferentes materias, con la justicia social, con la decencia y también para reanimar la actividad económica", ha recalcado, tras calificar este ingreso como una medida "histórica trascendental".

Ha incidido en que una renta mínima que frenará la pobreza extrema severa y sobre todo la infantil sirve para devolver "la dignidad y la decencia al país".

Sánchez ha recordado que en España hay mas de 2 millones de niños que sufren pobreza y "no podemos permitir infancias rotas y generaciones sin futuro o familias sin esperanzas".

"Los hijos nazcan donde nazcan y vivan donde vivan deben tener los mismos derechos...No se trata de que una parte del país sobreviva, se trata de que España viva con dignidad", ha insistido.

El presidente del Ejecutivo también ha señalado los nuevos planes de reactivación del turismo y del sector de la automoción, que aprobará próximamente, en concreto la nueva Ley sobre Movilidad Sostenible que verá la luz "en breve plazo" y que regulará la fabricación y comercialización de los vehículos.

Ha recordado que habrá medidas de estímulo a la movilidad sostenible como los vehículos eléctricos, las bicicletas o el fomento del uso de los autobuses.

En todo caso ha incidido en que se hará con el apoyo del sector y de los agentes sociales y que el plan tendrá un recorrido a largo plazo ya que tocará toda la cadena de valor para hacerle más competitivo.

También ha resaltado el próximo plan de relanzamiento del turismo, que se basará en el reposicionamiento de España como destino seguro y sostenible.