Singapur, 25 ene (EFE). - La Autoridad Monetaria de Singapur (MAS, por sus siglas en inglés), el banco central de la isla, anunció de forma inesperada este martes el endurecimiento de su política monetaria, la segunda medida de este tipo en tres meses, para hacer frente a los riesgos inflacionarios y los problemas de suministro.

Se trata de la primera vez desde enero de 2015 que la entidad realiza un cambio en política monetaria fuera de sus revisiones previstas cada año en abril y octubre, y sucede a la publicación el lunes de los datos inflacionarios del pasado mes, cuando alcanzaron el mayor aumento de los pasados ocho años.

La inflación general subió un 4 por ciento en diciembre, en contraste con el mismo periodo del año anterior, el mayor pico desde febrero de 2013. El aumento se explica por la subida de los costes del transporte, la energía y la alimentación, según un comunicado conjunto de MAS y el Ministerio de Comercio e Industria del lunes.

El banco central pronosticó este martes una inflación general de entre el 2,5 y el 3,5 por ciento en 2022, por encima del 1,5 – 2,5 por ciento previsto en octubre.

Aunque se esperaba que MAS endureciera su política monetaria cuando la revisara en abril, la entidad de Singapur, país muy dependiente de las importaciones, se adelantó este martes.

El banco central de Singapur gestiona su política monetaria a través de su tipo de cambio -en vez de mediante las tasas de interés, como hacen la mayoría de bancos centrales-, de modo que el dólar singapurense se fortalezca o debilita en contraste con una cesta de divisas seleccionadas y dentro de una horquilla no revelada.

El dólar de Singapur se fortaleció hasta el 1.3425 en contraste con el dólar estadounidense tras la medida de este martes, un 0,2 por ciento por encima, su punto más alto desde octubre.

Entonces, la ciudad-Estado indicó que “aumentaría ligeramente la banda de política cambiaria del dólar singapurense desde el 0%, para guiar una modesta apreciación de la moneda”, con el objetivo de lidiar con la inflación.

La medida de MAS se produce en víspera de que la Reserva Federal de Estados Unidos arranque este martes su primer encuentro anual, que se espera que allane el camino a una subida del tipo de interés en marzo.

Singapur mantiene el pronóstico de crecimiento de entre el 3 y el 5 por ciento ese año, como anunció en noviembre.