EFEBangkok

El banco central de Singapur anunció este jueves un endurecimiento de su política monetaria por primera vez en tres años para hacer frente a la subida de precios mientras el país anunció un crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) del 6,5 % en el tercer trimestre.

La Autoridad Monetaria de Singapur (MAS), que actúa como el banco central de la ciudad-Estado, indicó que "aumentaría ligeramente la banda de política cambiaria del dólar singapurense desde el 0%, para guiar una modesta apreciación de la moneda" con el objetivo de lidiar con la inflación, estimada en un 2,4 % hasta agosto.

"Se están acumulando presiones sobre los costos internos y externos, lo que refleja tanto la normalización de la demanda como las estrechas condiciones de oferta", apunta el organismo al subrayar que fue en 2018 la última vez que endureció los tipos de cambio.

A diferencia de la mayoría de los bancos centrales que administran la política monetaria a través de la tasa de interés, el MAS utiliza el tipo de cambio como su principal herramienta.

Por su parte, el Ministerio de Comercio e Industria indicó, conforme a datos preliminares, que la economía del país continúa con su recuperación y creció un 6,5 % los meses de julio-septiembre, respecto al mismo periodo del año pasado.

La construcción es el sector que registra un mayor crecimiento interanual, del 57,9 %, debido a las restricciones implementadas en 2020 contra la pandemia, seguido por la manufactura (7,5 %) y el sector servicios (5,5 %).

Aunque el reciente rebrote de casos de la covid-19 en la ciudad-Estado y las restricciones más estrictas implementadas desde septiembre probablemente afectarán la economía durante el resto del año, según los analistas.

Singapur, que el próximo martes reabrirá sus fronteras a una decena de países -incluido España-, ha vacunado con la pauta completa al 80 % de la población objetivo y acumula desde el inicio de la pandemia más de 132.000 casos confirmados, incluidos 183 fallecidos.