Incluso si eres un candidato calificado, un error en tu currículum, por más pequeño que sea, puede hacer la diferencia entre una entrevista de trabajo o la pérdida de una oportunidad. Normalmente, tienes 6 segundos para capturar la atención de un reclutador y sorprenderlo visualmente, por lo que debes tener en cuenta cualquier tipo de error. Ya que, hasta los buscadores de empleo están conscientes de ellos, después de todo, es tu carta de presentación y una de las cosas más importantes que los gerentes de contratación consideran. Por lo tanto, crea tu CV en CVmaker para causar una buena primera impresión y conseguir el acceso a la propuesta laboral considerando los siguientes 7 errores:

1- Cometer errores ortográficos, gramaticales y tipográficos
Corregir tu CV para curarlo de los errores ortográficos, gramaticales y tipográficos puede ser algo obvio, pero muchos cometen este error en su carta de presentación. Además, es un tipo de error que puede hacerte parecer poco profesional y no calificado. Captar tus propias equivocaciones es un proceso difícil, por lo que tienes que ayudarte con correctores ortográficos automáticos para detectarlos:

• Verifica la ortografía con un buscador por palabra.
    • Modifica la fuente o cópiala en un correo electrónico en blanco
    • Haz una lectura de tu CV en voz alta para conseguir los errores.
    • Solicita a un entrenador profesional, familiar o amigo que revise tu CV para evitar este tipo de equivocaciones.


2- Emplear el mismo currículum en distintas solicitudes de empleo
Enviar la misma versión de ti a diferentes puestos de trabajo puede ser algo cómodo, ya que te ahorra mucho tiempo en elaboración de tu CV. Pero, es un aspecto que causa desinterés en el reclutador y puede ser la razón para que te descarten en una oportunidad de trabajo. Cada propuesta debe ser diferente y mostrar las habilidades o conocimientos relacionados con el cargo, sobre todo si son empresas de distintos sectores. Inclusive, las compañías que participan en la misma área tienen culturas y necesidades que difieren entre ellas.

Los empleadores esperan mostrar claramente lo que debes tener para ajustarte al puesto de la organización, por lo tanto, tu propuesta de empleo debe cumplir con cada aspecto buscado. Para lograrlo, tienes que crear una versión de tu CV para cada sector del mercado en el que quieres entrar.

3- crear un currículum extenso
Si tu CV es muy extenso, debes saber que menos es más, el mismo debe tener como máximo una página en el caso de no tener experiencia laboral y dos páginas para aquellos que sí la tienen. Además, realiza un resumen de los últimos 10 a 15 años laborados, no incluyas exactamente todo lo que has hecho, solamente lo más relevante. En promedio, un reclutador visualiza la presentación de un candidato por 7 segundos, por lo que debes destacar en ese tiempo. Entonces, escribe oraciones concisas y cortas que tengan un verbo de acción, y usa números o porcentajes siempre que puedas.

4- Colocar información incorrecta o faltante
El objetivo de un currículum es conseguir una entrevista laboral, si tienes información de contacto errada o pertinente es difícil que puedan reclutarte. Comprueba los detalles más pequeños y dados por sentados, sobre todo el correo electrónico o número de teléfono. También, cuida el formato y la ubicación de la información, no agregues información en la sección de encabezado y no coloques los datos como una imagen. Muchas empresas utilizan sistemas de seguimiento de candidatos (ATS) que no pueden leer este tipo de información, y catalogarán tu CV como incompleto en el sistema.

5- Tener una dirección de correo electrónico poco profesional
La dirección de tu correo electrónico es un método de contacto para los empleadores, debes demostrar que eres un profesional o serio. Por lo tanto, crea uno con tu nombre y apellido, ya que es posible que los reclutadores te descarte si tienes un correo como anita.bonita.

6- Agregar palabras clave que no coincidan con el trabajo
Las keywords son términos relacionados con lo que el trabajo necesita y están asociadas a empresas particulares. Tu CV debe tener las mismas palabras para que puedas aparecer en la oferta laboral, si las usas de manera incorrecta, es posible que seas descartado porque no pareces el candidato ideal.

7- Falta de demostración o cuantificación de logros
Un reclutador quiere ver los resultados que has logrado en cargos anteriores, ya que es una versión clara de tu potencial. La mejor forma es hacerlo con cifras cuantificables: comenta números del negocio, estadísticas, mejores tasas, retorno comprobado de la inversión, mayores ventas, etc. Si no demuestras o colocas datos cuantificables que te haga parecer que tenías grandes responsabilidades, es posible que el reclutador piense que tus logros no son reales.