Glovo ha superado la barrera de los 1.000 millones de euros en transacciones gracias a los 76 millones de pedidos que ha entregado desde sus inicios en 2015.

La app de pedidos a domicilio ha cerrado 2019 con 9 millones de usuarios en 300 ciudades de 26 países y cuenta con 38.000 repartidores y 20.000 comercios afiliados a nivel global.

El director general de Glovo Iberia, Diego Nouet, ha explicado que el crecimiento de la compañía a nivel internacional ha sido fruto de la confianza que les han "dado los inversores" y ha señalado que habría sido imposible alcanzar esos objetivos sin tener en cuenta "el gran trabajo que han llevado a cabo los más de 1.600 profesionales" con los que cuenta.

Como respuesta a este crecimiento, la empresa ha creado su segundo hub tecnológico, con 40 ingenieros, en Varsovia y planea contratar 200 nuevos perfiles digitales en Barcelona, que es sede y primer hub tecnológico de la compañía.

Dinamización de la vida de 70 ciudades españolas

Glovo ha revalidado este año su liderazgo del sector delivery en España, con una penetración del 5 % de la población y, gracias a su expansión a otras ciudades, la aplicación ha pasado de 30 en 2018, a más de 70 en enero de 2020.

El volumen de comercios afiliados a Glovo ha crecido un 48 % respecto a 2018 y ya son más de 11.100 en todo el país.

La plataforma se ha convertido en la mejor aliada para la digitalización del pequeño comercio y del establecimiento de restauración, las pymes españolas asociadas a Glovo han obtenido 42 millones de euros extra en 2019, lo que se traduce en 12.000 euros al año adicionales de media para cada empresa.

Además, Nouet ha anunciado que Glovo ha alcanzado un acuerdo con la aseguradora Chubb para ampliar las prestaciones del seguro que la empresa ofrecía a los repartidores, que ahora incluyen indemnizaciones por accidente, gastos médicos y de hospitalización, así como la protección de los ingresos de los colaboradores en caso que, por accidente, no puedan llevar a cabo la actividad. 

 En España, los repartidores ingresan de media 5 euros por cada pedido que entregan

El modelo de Glovo permite a los repartidores comenzar a repartir a las 48 horas de darse de alta y obtener los primeros ingresos a las dos semanas de haber comenzado. Según una encuesta interna de la compañía, el 72 % de los repartidores está satisfecho de colaborar con Glovo.

Para el 70 % de ellos, una de las principales razones es la capacidad de elegir libremente cuándo, cuánto y cómo quieren repartir, así como los ingresos que generan colaborando.

Según ha explicado Glovo, el 30% de los repartidores en España que actualmente colaboran con la plataforma, se encontraba en situación de desempleo antes de hacerlo.

Glovo comienza 2020 como unicornio

El año ha finalizado para Glovo con su quinta ronda de financiación, y segunda en 2019, lo que ha llevado a la plataforma ha convertirse en segundo unicornio español, al ser una startup valorada en más de 1.000 millones de dólares.

Los fondos han invertido 300 millones de euros entre las dos rondas, realizadas en abril y diciembre, para que la compañía impulse el crecimiento y su consolidación a través de la contratación de talento tecnológico, innovando en sus áreas de negocio como las de supermercado o las cook room, y fomentando nuevas alianzas con actores clave.