La startup valenciana Fynkus ha lanzado una aplicación con el mismo nombres para ayudar a gestionar las comunidades de vecinos.

Esta aplicación busca permitir que el administrador de fincas deje de ser esclavo de su despacho y adapte de mejor forma sus rutinas laborales en su vida.

Fynkus tiene como objetivo alcanzar los 300.000 clientes en el próximo ejercicio y gestionar más de 10.000 comunidades de vecinos de toda España, que actualmente son 15.000 colegiados según las últimas cifras del Consejo General de Colegios de Administradores de Fincas de España.

El impulsor de la app, Víctor Arenas, ha señalado que esta herramienta pretende ser "la revolución 4.0 y el cambio de mentalidad que necesita el administrador de fincas para comenzar una nueva era en la atención y gestión de las comunidades de vecinos".

Además, Arenas ha explicado que hay programas de gestión que "no han conseguido ponérselo fácil para afrontar el necesario proceso de transformación digital", por lo que la motivación para crear esta app ha sido que las gestiones se puedan hacer "de forma sencilla, transparente, fácil y personalizada".

Flexibilidad y eficiencia en la jornada laboral del administrador

Fynkus ahorra a los administradores hasta un 70 % de las llamadas telefónicas que atienden en su día a día y elimina labores rutinarias que les permiten ser más eficientes y tener más tiempo para atender a sus comunidades, acercarse a los problemas reales de los vecinos y reducir sus jornadas de trabajo interminables, según los cálculos de la startup.

La app permite a los propietarios conocer el saldo de la comunidad al momento, la fecha del próximo recibo y su importe, recibir un aviso del lugar y de la hora de la próxima junta, descargar el orden del día, consultar todo tipo de documentación, así como las últimas actas, ver los balances en gráficos o los gastos del edificio de forma desglosada y en tiempo real.