Colonial ha alcanzado en el primer trimestre del año un beneficio neto de 23 millones de euros, un 4,5 % más que en el mismo período de 2018.

Según ha informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) a través de un hecho relevante, los ingresos por rentas han llegado a los 87 millones, un 6 % más, y el ebitda (beneficio bruto de explotación) se ha situado en 64 millones, 2 más que en 2018.

Durante el primer trimestre del año, Colonial ha formalizado 25 contratos de alquiler correspondientes a más de 32.000 metros cuadrados y a rentas anuales de 13 millones.

Acuerdos de prealquiler

En los primeros tres meses del año, la socimi ha llegado a importantes acuerdos de prealquiler en su cartera de proyectos, como el alcanzado con la fundación Cartier para el alquiler del proyecto Louvre Sant Honoré en París por un período mínimo de 20 años.

Además, ha firmado un contrato de alquiler de 17 años de duración en el proyecto Pedralbes con la marca japonesa Uniqlo para crear en Barcelona su tienda de referencia en Europa.

Durante el primer trimestre del año Colonial ha cerrado la reestructuración de la deuda pendiente de Axiare, de forma que ha cancelado pasivo por 131 millones y refinanciado otros 151 millones mediante créditos sostenibles que, además, ya no tienen garantías hipotecarias.

Noticias Relacionadas:

Colonial vende una cartera de edificios de oficinas por 441 millones

Colonial redujo un 23,1 % su beneficio hasta 525 millones por menos atípicos